ñ MISA DIARIA DE CAMINANDO CON JESUS

"La Eucaristía es fuente y culmen de toda la vida cristiana" (LG 11)

image001

Página de Pedro Sergio Antonio Donoso Brant

20 años en Internet

La edición de la Misa Diaria, Reflexión Bíblica, Lectio Divina y Santoral, enviada por correo por sistema de grupos, es las más antigua de Internet, comenzó en el año 1998 y hoy llega a más de 23.800 suscriptores. Si desea suscribirse o comunicar algo, escriba al correo electrónico: caminandoconjesus@vtr.net  

Está permitido el re-envío, la copia y la publicación de esta página, solo ruego indicar el autor y las fuentes de origen.

Este subsidio está publicado todos los días en el WEB www.caminando-con-jesus.org en este ENLACE: MISA DIARA

Cantidad de visitas acumuladas desde el año 2003 al ENLACE Misa Diaria:   Contador Gratis 

Páginas WEB:                            www.caminando-con-jesus.org            www.caminando-con-maria.org

Suscriptores: 23.815

Fecha: 17-10-2018

Edición N.º MD 7.345

Semana XXVIII

LITURGIA DE LA HORAS

facebook

 

San Ignacio de Antioquia

Fue el segundo sucesor de san Pedro como obispo de Antioquia (Siria). Se decía de él que era un «hombre de fuego», haciendo honor a su nombre. Fue un gran pastor, de agudísimo ingenio, apasionado por Cristo y por el hombre. Siguiendo el ejemplo de san Pedro, centró su vida y su iglesia en Cristo Eucaristía. Cuando el emperador Trajano (98-117) organizó festejos en Roma por su victoria en Dacia, decretó que los cristianos debían ser uno de los mejores espectáculos, condenándolos a las fieras en el circo. Fueron arrestados los principales jerarcas cristianos, y entre ellos Ignacio, que fue conducido a Roma encadenado, en un largo calvario, con ochenta años y enfermo. En el trayecto fue acogido por varias comunidades cristianas y escribió siete cartas llenas de fe y caridad, invitando a los cristianos a huir del pecado, guardarse de la herejía gnóstica y conservar la unidad. Y a quienes intentaban salvarlo del martirio, les decía: «Espero encontrar a las fieras bien dispuestas. Las acariciaré para que me devoren de un bocado». «Si muero, ustedes no pierden nada; pero yo pierdo a Dios si me salvo de ellas». «Inciten a las fieras para que sean mi tumba y no dejen restos de mi cuerpo, y así mis funerales no serán una carga para nadie». Llegó a Roma en el 107, y a los pocos días se encaminó radiante hacia el Coliseo para ser triturado por las fieras, que le merecieron la corona del martirio y la gloria eterna, como era su ardiente deseo.

size=2 width="100%" noshade style='color:red' align=center>

ANTÍFONA DE ENTRADA Cfr. Gál 2, 19-20

Estoy crucificado con Cristo, y ya no vivo yo, sino que Cristo vive en mí. Vivo en la fe en el Hijo de Dios, que me amó y se entregó por mí.

ORACIÓN COLECTA

Dios todopoderoso y eterno, que honras a tu Iglesia con el testimonio de los santos mártires, haz que el martirio de san Ignacio de Antioquia, que hoy celebramos, así como fue para él causa de eterna gloria, sea para nosotros motivo de constante protección. Por nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, que vive y reina contigo en la unidad del Espíritu Santo, y es Dios, por los siglos de los siglos.

 LECTURA Gál 5, 18-25

Lectura de la carta del apóstol san Pablo a los cristianos de Galacia.

Hermanos: Si están animados por el Espíritu, ya no están sometidos a la Ley. Se sabe muy bien cuáles son las obras de la carne: fornicación, impureza y libertinaje, idolatría y superstición, enemistades y peleas, rivalidades y violencias, ambiciones y discordias, sectarismos, disensiones y envidias, ebriedades y orgías, y todos los excesos de esta naturaleza.

Les vuelvo a repetir que los que hacen estas cosas, no poseerán el Reino de Dios. Por el contrario, el fruto del Espíritu es: amor, alegría y paz, magnanimidad, afabilidad, bondad y confianza, mansedumbre y temperancia. Frente a estas cosas, la Ley está de más, porque los que pertenecen a Cristo Jesús han crucificado la carne con sus pasiones y sus malos deseos. Si vivimos animados por el Espíritu, dejémonos conducir también por él.

Palabra de Dios.

COMENTARIO: Si vivimos la fe como una verdadera unión con Dios, dice san Pablo a los gálatas, la gracia del Señor hará que demos frutos de amor, paz, solidaridad, justicia. Es Dios quien obra en nosotros en cuanto nosotros abrimos el corazón y no nos cerramos a esa posibilidad.

SALMO Sal 1, 1-4. 6

R. El que sigue al Señor, tendrá la luz de la vida.

¡Feliz el hombre que no sigue el consejo de los malvados, ni se detiene en el camino de los pecadores, ni se sienta en la reunión de los impíos, sino que se complace en la ley del Señor y la medita de día y de noche! R.

Él es como un árbol plantado al borde de las aguas, que produce fruto a su debido tiempo, y cuyas hojas nunca se marchitan: todo lo que haga le saldrá bien. R.

No sucede así con los malvados: ellos son como paja que se lleva el viento. Porque el Señor cuida el camino de los justos, pero el camino de los malvados termina mal. R.

ALELUYA Jn 10, 27

Aleluya. “Mis ovejas escuchan mi voz, yo las conozco y ellas me siguen”, dice el Señor. Aleluya.

EVANGELIO Lc 11, 42-46

Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Lucas.

Jesús dijo a los fariseos: “¡Ay de ustedes, fariseos, que pagan el impuesto de la menta, de la ruda y de todas las legumbres, y descuidan la justicia y el amor de Dios! Hay que practicar esto, sin descuidar aquello. ¡Ay de ustedes, fariseos, porque les gusta ocupar el primer asiento en las sinagogas y ser saludados en las plazas! ¡Ay de ustedes, porque son como esos sepulcros que no se ven y sobre los cuales se camina sin saber!”. Un doctor de la Ley tomó entonces la palabra y dijo: “Maestro, cuando hablas así, nos insultas también a nosotros”. Él le respondió: “¡Ay de ustedes también, porque imponen a los demás cargas insoportables, pero ustedes no las tocan ni siquiera con un dedo!”.

Palabra del Señor.

COMENTARIO: Jesús se sabe con la suficiente autoridad y libertad como para denunciar la hipocresía religiosa y la incoherencia de vida. Sin dejar de cumplir la Ley de Dios, ésta debe estar orientada al servicio del prójimo. Pero cuando se utiliza la Ley de Dios como escudo para ocultar intereses personales, entonces se recibe la reprobación del mismo Jesús.

ORACIÓN SOBRE LAS OFRENDAS

Acepta con agrado, Señor, la ofrenda de nuestro servicio tú, que recibiste a san Ignacio, trigo de Cristo, como pan purificado por los sufrimientos del martirio Por Jesucristo, nuestro Señor.

ANTÍFONA DE COMUNIÓN

Soy trigo de Cristo, y deseo ser triturado por los dientes de las fieras para convertirme en pan purificado.

ORACIÓN DESPUÉS DE LA COMUNIÓN

Te pedimos, Padre, que el pan celestial que hemos recibido en la fiesta de san Ignacio de Antioquia, nos dé fuerzas para que, de palabra y de obra, nos manifestemos siempre como auténticos cristianos. Por Jesucristo, nuestro Señor.

  REFLEXIÓN BÍBLICA

 

¡Ay de ustedes, fariseos!

Lc 11, 42-46

Autor: Pedro Sergio Antonio Donoso Brant

1.         LOS FARISEOS, PERSONIFICAN LA SOBERBIA Y SON ARROGANTES

Los fariseos son escrupulosos en las normas insignificantes, mientras desprecian cosas esenciales. A ellos les encanta aparecer como personas irreprochables, para ser honrados y considerados como hombres piadosos. Estos doctores de la ley, personifican la soberbia, son arrogantes, se auto califican en sus hechos de grandiosos, magníficos, o estupendos, y disfrutan placenteramente en la contemplación de sus cualidades propias, con menosprecio a los demás.

2.         “¡HAY QUE PRACTICAR ESTO, SIN DESCUIDAR AQUELLO.”

Jesús, constantemente censura a los fariseos, pero también los descubre, especialmente cuando muestran una encubierta apariencia de ser hombres buenos, algo que no es natural en ellos. Del mismo modo Jesús les reclama: “¡Hay que practicar esto, sin descuidar aquello.”, La Ley por la letra, o por el espíritu, no tienen por qué ser dos propuestas contradictorias, al contrario estas deben unir o armonizar para lograr un fin, esto es cumpliendo al letra, pero animadas por el espíritu.

Nosotros debemos valorar las cosas según su importancia, esto es, no despreciemos lo pequeño por ser así, ni lo grande por ser de otra forma, concentremos nuestro esfuerzo en lo fundamental, la justicia, el amor a Dios y nuestro prójimo.

3.         JESÚS, ES INCANSABLE EN LA BÚSQUEDA DE LA VERDAD.

La claridad para decir las cosas está siempre presente en Jesús, aunque los ejemplos estén en metáforas, que es un recurso habitual en todos los evangelios, o como en muchos casos utilizando expresiones conocidas en la expresión popular, “el grano de mostaza”, o simples analogía de relación de semejanza o de parecido entre dos o más cosas distintas, pero fin del ejemplo, es recurrir a una cita para ilustrar o respaldar lo que se dice, de cualquier forma, Jesús se sabe hacer entender, para que todo quede bien claro.

Jesús, es incansable en la búsqueda de la verdad. Todas las represiones que les hace a los fariseos, buscan descubrir la maldad de estos, algo que ellos disimulaban con engañosas apariencias de bondad.

4.         NO OLVIDEMOS SER JUSTOS CON EL PRÓJIMO

Jesús siempre nos está indicando, que es lo más importante, “La Justicia”, es importante en la Ley, porque para que esta tenga valor, ha de ser justa, respetuosa de los derechos de todos, pero antes que nada, debe respetar y cumplir los de Dios, porque está por encima de todo.

Con todo, no olvidemos ser justos con el prójimo, no pensemos solo en los deberes que ellos deben cumplir, ellos también tienen derechos, y algunos sobre nosotros, y si somos capaces de admitir esto, junto con los derechos de Dios, podremos pensar en que somos justos.

5.         UNA ACTITUD CON UN BUEN CORAZÓN, COMPASIVO, COMPRENSIVO

Juntos con guardar la justicia, tenemos que hacerlo con la misericordia, otro aspecto importante para Jesús en la observancia de la Ley, esto es que nuestro prójimo, al aplicarle la Ley, debemos ser misericordiosos, eso supone una actitud con un buen corazón, compasivo, comprensivo y con mucha bondad, esto es para Jesús algo esencial en la Ley.

La fidelidad, es parte de la Ley, esta supone una aceptación incondicional de la Palabra de Dios, fidelidad a la voluntad de Dios, a los Planes de Dios, y a toda misión que el Señor nos haya encomendado.

6.         "MAESTRO, CUANDO HABLAS ASÍ, NOS INSULTAS TAMBIÉN A NOSOTROS".

"Un doctor de la Ley tomó entonces la palabra y dijo: "Maestro, cuando hablas así, nos insultas también a nosotros". El Señor Jesús, no se reprime, el expresa con nitidez sus sentimientos, para poner freno a las actitudes indignas, y dice: "¡Ay de ustedes también, porque imponen a los demás cargas insoportables, pero ustedes no las tocan ni siquiera con un dedo!". Aquí Jesús no pone su lenguaje de metáforas, pero del mismo modo deja al descubierto la falta de sinceridad habitual en los fariseos.

Nuestra salvación, no pasa por saber mucho, sino en cumplir lo que se sabe, no pasa por imponer cargas sobre los demás, sino en ayudar a los necesitados a llevar su propia carga.

7.        PARA DIOS, NO TIENE IMPORTANCIA LO QUE APARENTEMOS

También recordemos que los fariseos acostumbran a las exterioridades, a las apariencias, pero descuidan lo que es verdaderamente significativo y valedero, lo interior, el fondo del alma. Para Dios, no tiene importancia lo que aparentemos, si no lo que verdaderamente seamos.

Jesús les hace notar a los de ayer y al mundo de hoy, que no debemos olvidarnos de la justicia y del amor de Dios y es algo que debemos practicar sin descuidar ni el deber para con Dios ni para con el prójimo, porque el que ama de verdad a Dios y a su prójimo es verdaderamente justo y camina hacia la santidad.

El Señor les Bendiga

Pedro Sergio Antonio Donoso Brant

PARA LA LECTIO DIVINA  (3)

 

REVISAR NUESTRO PROPIO PROTAGONISMO

En las palabras de Pablo a los cristianos de Galacia aparecen sometidas a confrontación dos economías: una es objeto de una condena explícita e inapelable; la otra es apasionadamente preferida y, asimismo, iluminada de una manera realista en su intransigente pureza. La economía de la «carne», más o menos ricamente revestida con apariencias de justicia y de rigor legalista, da frutos de maldad, de deshonestidad, de opresión insoportable. La economía de la gracia está configurada sobre la cruz y sobre el amor oblativo de Cristo y da los frutos del Espíritu. Pero nuestra atención se ve excitada en particular por el aspecto negativo.

La tentación que sentimos nosotros, gente ordinaria, es ponernos orgullosamente del lado de Jesús para lanzar «ayes» sobre los fariseos y los doctores de la Ley de nuestros días, blancos fáciles para juicios y recriminaciones. Como si no estuviéramos llamados también nosotros -cada uno de nosotros- a revisar nuestro propio protagonismo y a llevar con espíritu de servicio y de caridad las cargas que con tanta facilidad imponemos sobre los hombros de los otros.

ORACION (3)

 

Señor Jesús, manso y humilde de corazón, sé que tu desdén es directamente proporcional a la apasionada esperanza de bien que habías depositado en nosotros. Te pido perdón por la decepción que procuramos a tu sentirte hermano mayor impedido de ofrecer al Padre una convencida y coherente respuesta de amor de nuestra parte.

Obtennos un «suplemento» de Espíritu Santo que nos libere de las trabas de nuestro «soy así»: el Espíritu de amor para que nada nos resulte trabajoso, el Espíritu de alegría sobreabundante contra las insinuantes satisfacciones del egoísmo y de la soberbia, el Espíritu de paz de quien sabe que es amado, el Espíritu de paciencia para saber hacer frente a las dificultades necesarias, el Espíritu de benevolencia y de bondad que disuelve la acidez y las durezas vertidas sobre los otros, el Espíritu de fidelidad para perseverar con valentía, el Espíritu de mansedumbre que nos configura contigo, el Espíritu de autodominio para crucificar nuestra carne con sus pasiones y deseos y estar plenamente disponibles y libres para la justicia y el amor a Dios.

 

SANTORAL (4)

 

SAN IGNACIO DE ANTIOQUÍA 107

San Ignacio de Antioquía firmaba el 24 de agosto la carta que escribía, hacia el año 110, a los cristianos de Roma, a la Iglesia «que preside en la caridad», suplicándoles que no hicieran valer su dignidad para alejarle del martirio: «Dejadme que reciba la luz pura. Mi deseo terreno ha quedado crucificado, y ya no queda en mí sino un agua pura que murmura: Ven hacia el Padre», «Contentaos con pedir que tenga fuerza, a fin de que sea cristiano no sólo de nombre, sino en la realidad». Antes de los dos meses - el 17 de octubre, si atendemos al Martirologio oriental - era «molido por los dientes de las fieras a fin de llegar a ser blanco pan de Cristo». Al tratar de Ignacio de Antioquía no es que se hable de él, se le escucha, puesto que confió a las páginas que escribió camino de su martirio uno de los más hermosos cantos que jamás hayan salido de un espíritu humano. Himno de amor a Cristo y a su Iglesia; Ignacio nunca separa ambas cosas. Para él la señal infalible del amor de los bautizados hacia el Señor y la presencia del Espíritu en ellos consiste en la unidad de cada una de las Iglesias en torno a su obispo, y la de todas ellas en la única Iglesia: «No tenéis que tener sino un solo sentir con vuestro obispo», escribe a los Efesios. Les felicita, por otra parte, pues se encuentran estrechamente unidos, «como la Iglesia lo está con Jesucristo y Jesucristo con su Padre, dentro de la armonía de la unidad universal.»Muy famoso entre los primeros mártires, quizá sirio de origen, probablemente discípulo de los apóstoles, y el cristiano de mayor reputación en tierras de Oriente después de la muerte de san Juan. Por eso debió de ser llamado como obispo a la sede de Antioquía, que había presidido el propio san Pedro.

Una tradición supone que era el mismo niño que en el capítulo dieciocho de san Mateo llama Jesús para ponerle como ejemplo ante sus discípulos: «En verdad os digo que si no os volvierais y os hiciereis como niños ... »; pero esto, además de ser incomprobable, huele demasiado a leyenda piadosa de la más cándida hagiografía.

La verdad de san Ignacio no está en esta identificación ni en otros episodios más que dudosos, sino en el hecho bien documentado de su largo viaje hasta la muerte, después de su condena, desde Antioquía a Roma, pasando por las costas de Asia Menor y Grecia, con una parada en Esmirna.

Su destino era morir en el circo romano para celebrar los triunfos del emperador Trajano en la Dacia, y en el curso de la navegación escribe cartas que son uno de los testimonios más impresionantes de la fe ante el martirio que nos ha legado la Iglesia primitiva; en especial la que dirige a los fieles de Roma, pidiéndoles que no intercedan por él a fin de que «nada me impida ahora alcanzar la herencia que me está reservada».

Custodiado por feroces guardias, «los diez leopardos», como él dice, Ignacio, sin alardes de jactancia ni gestos estoicos, ve la vida y la muerte como cosas entregadas, que casi no le pertenecen.  

FUENTES DE LA PAGINA

ESTA PERMITIDO EL RE-ENVIO, LA COPIA Y LA PUBLICACIÓN DE ESTA PAGINA, SOLO NO OLVIDE DE INDICAR EL AUTOR Y LAS FUENTES DE ORIGEN

 

La Página de la Misa Diaria, está preparada y es enviada por Pedro S. A. Donoso Brant, desde Santiago de Chile, como un servicio de apostolado, amor por Nuestro Señor Jesucristo y por la Iglesia. Les ruego su oración, para que pueda mantenerse este servicio y subsidio, dando gracias a nuestro Dios que tanto nos ama.

Nota: Para la Liturgia de la Palabra, utilizo “Liturgia Cotidiana” de Ediciones San Pablo, para el estudio y comentario de la Palabra, utilizo los textos de la Biblia Nácar-Colunga, (SBNC) y/o Biblia de Jerusalén (SBJ),

(3) Para la Lectio Divina, Lectio Divina para cada día del año, de Giorgio Zevini y Pier Giordano Cabra (Eds.) y/o, Intimidad Divina, Fr. Gabriel de Santa M. Magdalena ocd,

(4) Santoral preparado por la Parroquia de la Sagrada Familia de Vigo.

Nota sobre la publicidad: La publicidad que pueda aparecer debajo de esta página, no es de responsabilidad de Caminando con Jesús. Este es un servicio gratuito, no recibe ningún tipo de ayuda económica y no la busca, gratuito hemos recibido mucho, gratuito queremos dar todo lo mejor que podamos, pero sin en esa publicidad no podría llegar hasta sus correos este servicio, que hoy ya llega a más de 22.000 correos.

 

Suscríbete a Misa Diaria

 

en  http://www.egrupos.net/grupo/misadiaria/alta

o

http://www.egrupos.net/grupo/caminando-con-jesus/alta

O

Escribe a caminandoconjesus@vtr.net

 

http://www.egrupos.net/grupo/caminando-con-jesus 

http://www.egrupos.net/grupo/misadiaria 

http://www.egrupos.net/grupo/montecarmelo

 

Por favor, no enviar cadenas, presentaciones que excedan en más de 1Mb, correos sin asunto (no se abre).  El correo cuenta con servicio automático para rechazar spam, y no recibe, correos reenviados o correos sin datos de quien los envía.

Si no desea seguir recibiendo este correo por favor avíseme para retirarlo del listado.

 

 

www.caminando-con-jesus.org     www.caminando-con-maria.org

caminandoconjesus@vtr.net

Contador Gratis

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

““-