Caminando con Jesus

Pedro Sergio Antonio Donoso Brant

Orar a los Santos

 

 

A SAN AGUSTIN

SANTA MARGARITA MARÍA DE ALACOQUE

SANTO PEDRO DE ALCÁNTARA

SANTA ANA

SAN FRANCISCO DE ASÍS

SANTA TERESA DE AVILA

SAN JUAN BAUTISTA

SAN BENITO ABAD

SAN JUAN BERCHMANS

SANTA BERNADETTE SOUBIROUS

SAN BLAS

SAN JUAN BOSCO

SANTO CAYETANO DE THIENE

SANTA CECILIA

SAN ANTONIO MARIA CLARET

SANTA ÁNGELA DE LA CRUZ

PADRE DAMIÁN DE MOLOKAI

SANTO DOMINGO GUZMÁN

SANTA FILOMENA

SANTA GEMA GALGANI

SAN LUIS GONZAGA

SAN FRANCISCO JAVIER

SAN JUAN DE LA CRUZ

SAN JUAN DE DIOS

SAN JUDAS TADEO

SANTA ROSA DE LIMA

SANTA TERESA DEL NIÑO JESÚS

SAN IGNACIO DE LOYOLA

SANTA LUCÍA

SANTA MARTA

SAN MAXIMILIANO MARÍA KOLBE

SANTA MARAVILLAS DE JESÚS

SANTA MÓNICA

SAN FELIPE NERI

SAN NICOLÁS DE BARI

SANTO PADRE PÍO DE PIETRELCINA

SAN ANTONIO DE PADUA

SAN PANCRACIO

SAN MARTIN DE PORRES

SANTA RITA DE CASIA

SAN ROQUE

SANTO DOMINGO SAVIO

SANTA CATALINA DE SIENA

BEATA MADRE TERESA DE CALCUTA

SAN VICENTE FERRER

SAN VICENTE DE PAUL

SAN JUAN MARÍA VIANNEY

 

 

 

 

A SAN AGUSTIN

Festividad: 28 de agosto

Obispo y doctor de la Iglesia

Patrón: cerveceros, impresores, de los ojos, teólogos, Maguncia, Palermo y Pavía.

ORACIÓN I

Oh glorioso San Agustín, tu fuiste un hombre sensual atormentado frecuentemente por los apetitos y deseos naturales. Pero supiste encontrar tu camino hacia Dios por medio del fuerte deseo de vivir una rica vida espiritual y plena de sentido. Ayúdame a ver las cosas como tu enseñaste, que Dios esta presente en todos aquellos que con buena voluntad le buscan y en todos los que le aman como El nos ama. Ayúdame a ver a través de mis deseos de Dios y ayúdame a ver el amor de Dios en todos mis deseos. Te pido San Agustín, que me ayudes a encontrar a Dios en todo lo que veo. Infunde en mi espíritu con el deseo de conocer y amar a Dios con todo mi corazón. Amén

 ORACIÓN II

Amado santo, tu primeramente estuviste centrado en el hombre y te adheriste a las enseñanzas falsas. Finalmente te convertiste por la gracia de Dios y llegaste a ser un teólogo orante, centrado en Dios, en su amor y en su predicación. Ayuda a los teólogos en sus estudios de la verdad revelada. Ayúdales a seguir siempre el magisterio de la Iglesia en su esfuerzo por comunicar las enseñanzas de la tradición en una forma que resulte atractiva al mundo de hoy. Amén.

 SÚPLICAS

El Señor Jesús ha enviado su Espíritu al corazón de los hombres. A El nos dirigimos:

- Asiste a los predicadores y a los teólogos para que expongan convincentemente la fe de la Iglesia.

- Penetra con tu luz el corazón de los hombres que buscan la verdad.

- Deshaz con la fuerza de tu gracia el enredo del pecado y de la culpa.

- Inquieta los corazones indiferentes para que te busquen, y buscándote, te encuentren.

Tu, que "nos has hecho, Señor, para ti y nuestro corazón no halla sosiego hasta que descanse en Ti", concédenos un corazón ardiente y una mente penetrante como la de San Agustín. Te lo pedimos por Jesucristo, nuestro Señor.

SUBIR

 

SANTA MARGARITA MARÍA

DE ALACOQUE

1647 - 1690

•      Festividad: 16 de octubre.

•      Fecha de canonización: 1920 por Benedicto XV.

•      Nacionalidad: francesa.

•      Patrona: contra la enfermedad de la polio, devotos del Sagrado Corazón, pérdida de parientes.

ORACIÓN

¡Oh Bienaventurada Margarita María! depositaria venturosa del tesoro de los cielos, el Corazón Divino de Jesús, permite que, considerándote mi hermana, en este incomparable amor, te ruegue me des con generosidad, la parte que me corresponde en esa mansión de infinita caridad. Confidente de Jesús, acércame tú al Sagrario de su pecho herido; Esposa de predilección, enséñame a sufrir por la dilatación de aquel reinado cuya causa te confió el Maestro. Apóstol del Sagrado Corazón, consígueme que se realicen conmigo las promesas que en beneficio de su gloria, te hizo ochenta y siete veces el Amado; Discípula regalada del Divino Corazón, enséñame la ciencia de conocerlo como lo conociste tú, en el perfecto olvido de mí mismo y de la tierra. Víctima del Corazón de Jesús Sacramentado, toma el mío, y ocúltalo en la llaga donde tú viviste, compartiendo ahí las agonías del Cautivo del amor, de Jesús-Eucaristía. El, te dijo, hermana muy amada, que dispusieras en la eternidad del cielo, de este otro cielo, el de su Corazón Sacramentado; ¡Oh Margarita María! entrégamelo, pues, para consumirme en ese incendio, dámelo para llevarlo como vida redentora a los pobres pecadores y como glorificación de ese mismo Corazón Divino a las almas de los justos. ¡Ah, sí! compartamos, hermana mía el mismo sacrificio, el mismo apostolado, el mismo paraíso del Corazón Divino de Jesús: venga a nos su reino.

SUBIR

 

SANTO PEDRO DE ALCÁNTARA

1499-1562

ORACIÓN

¡Oh Santísima anima, en cuyo tránsito feliz los ciudadanos del cielo salen al encuentro! El coro de los ángeles se alegra y la Trinidad Santísima te convida, diciendo con amorosas palabras: "Permanece, Pedro, y esta con nosotros para siempre"

V. Ruega por nosotros, Pedro dichoso.

R. Para que seamos dignos de las promesas de Jesucristo.

Oración. ¡Oh Dios y Señor mío! que te dignaste ilustrar al bienaventurado San Pedro de Alcántara, tu confesor, con el don de una penitencia admirable y de una contemplación altísima, concédenos piadosísimo que ayudados de sus méritos, merezcamos, mortificados en la carne, ser participantes de los dones celestiales. Por Nuestro Señor Jesucristo, Hijo tuyo, que con el Padre y el Espíritu Santo vive y reina por los siglos de los siglos. Amén.

SUBIR

 

SANTA ANA

Siglo I

•  Fiesta: 26 de julio

•  Madre de la Virgen María

•  Fecha de canonización: culto extendido a toda la Iglesia en 1584

•  Nacionalidad: judía

•  Patrona: contra pobreza, carpinteros, personas sin hijos, caseros, amas de casa, abuelas, trabajadores del cordón, artículos perdidos, mineros, madres, pobreza, mujeres embarazadas, Quebec, Santa Ana Pueblo indio, costureras, esterilidad, mujeres trabajadoras.

ORACIÓN A SANTA ANA

PARA PEDIR POR LOS HIJOS

Gloriosa Santa Ana, Patrona de las familias cristianas, a Ti encomiendo mis hijos. Se que los he recibido de Dios y que a Dios les pertenecen por tanto te ruego me concedas la gracia de aceptar lo que su Divina Providencia disponga para ellos.

Bendíceles oh Misericordiosa Santa Ana, y tómalos bajo tu protección. No te pido para ellos privilegios excepcionales; sólo quiero consagrarte sus almas y sus cuerpos, para que preserves ambos de todo mal. A Ti confío sus necesidades temporales y su salvación eterna.

Imprime a sus corazones, mi buena Santa Ana, horror al pecado; apártales del vicio; presérvales de la corrupción; conserva en su alma la fe, la rectitud y los sentimientos cristianos; y enséñales, como enseñaste a Tu Purísima Hija la Inmaculada Virgen María, a amar a Dios sobre todas las cosas.

Santa Ana, Tu que fuiste Espejo de Paciencia, concédeme la virtud de sufrir con paciencia y amor las dificultades que se me presenten en la educación de mis hijos. Para ellos y para mí, pido Tu bendición, oh Bondadosa Madre Celestial.

Que siempre te honremos, como a Jesús y María; que vivamos conforme a la voluntad de Dios; y que después de esta vida hallemos la bienaventuranza en la otra, reuniéndonos Contigo en la gloria para toda la eternidad.

Así sea.

ORACIÓN PARA TODOS LOS DÍAS

(para obtener un favor especial)

¡Oh gloriosa Santa Ana que estas llena de compasión por quienes te invocan y de amor por los que sufren! Agobiado con el peso de mis problemas, me postro a tus pies y humildemente te ruego que tomes a tu especial cuidado esta intención mía... Por favor, recomiéndala a tu hija, Santa María, y deposítala ante el trono de Jesús, de manera que El pueda llevarlo a una feliz resolución. Continúa intercediendo por mí hasta que mi petición sea concedida. Pero por encima de todo, obtenme la gracia de que un día pueda ver a Dios cara a cara para que contigo, la Virgen y todos los santos pueda alabarle y bendecirle por toda la eternidad. Amén.

Jesús, María y Santa Ana, ayudadme ahora y en la hora de mi muerte.

Santa Ana ruega por mi.

ORACIÓN I

Santa Ana, Madre de la Inmaculada, esposa del Espíritu Santo, por los méritos y la santidad de que os llenó el Espíritu Santo, obtened de ese mismo divino Espíritu muchos y muy dignos operarios para la viña del Señor.

Por tanto, pedid para todas las familias cristianas el espíritu de piedad y del santo temor de Dios, y para todos los llamados al servicio del Señor, la verdadera humildad y fidelidad, a fin de que el Espíritu Santo pueda obrar en ellos con la fuerza de su divina gracia, haciéndolos dignos instrumentos en la mano del Eterno y sumo Sacerdote. Amén.

ORACIÓN II

Señor, Dios de nuestros padres, tú concediste a Santa Ana la gracia de ser la Madre de Virgen. ¡Con qué adornos de virtud y santidad preparaste a aquella mujer que iba a ser llamada madre por la Madre de tu Hijo!. Realiza también tus maravillas en nuestras almas. Todos tenemos una misión que cumplir en la vida. Ayúdanos a responder a tus santos designios. Por Jesucristo, nuestro Señor. Amén.

SUBIR

 

SAN FRANCISCO DE ASÍS

1181 - 1226

•  estividad: 4 de octubre

•  Fundador de las ordenes menores.

•  Fecha canonización: 1228 por Gregorio IX

•  Nacionalidad: italiana

•  Patrón: sociedades de protección de animales, animales, ecologistas, protección del medio ambiente, comerciantes, Italia, Asís, Basilea, Bolonia, Estados Pontificios, San Francisco.

ORACIÓN EN HONOR A LAS LLAGAS

Gloriosísimo Protector y Padre mío, San Francisco, a vos acudo, implorando vuestra poderosa intercesión, para entender el amor que Dios Nuestro Señor os manifestó al martirizar vuestra carne y vuestro espíritu. Vuestras llagas son cinco focos de caridad divina; cinco lenguas que me recuerdan las misericordias de Jesucristo; cinco fuentes de gracia celestiales que el Creador os confió para que las distribuyeseis entre vuestros devotos. ¡Oh Santo amabilísimo!, pedid por mí a Jesús crucificado una chispa del fuego que ardía en vuestra alma aquel día dichoso en que recibisteis la seráfica crucifixión, a fin de que, recordando vuestros privilegios sobrenaturales, imite vuestros ejemplos y siga vuestras enseñanzas, viviendo y muriendo amando a Dios sobre todas las cosas.

Rezar 5 padrenuestros, avemarías y glorias en honor de las cinco llagas de San Francisco. Concluir con la oración final:

Seráfico Padre mío San Francisco, pobre y desconocido de todos, y, por esto, engrandecido y favorecido de Dios. Porque os veo tan rico en tesoros divinos, vengo a pediros limosna. Dádmela generoso, por amor al buen Jesús y a nuestra Madre, la Inmaculada Virgen María, y por el voto que hicisteis de dar por su amor todo lo que se os pidiese. Por amor de Dios os ruego que me obtengáis dolor de mis pecados, la humildad y el amor a vuestra pasión; conformidad con la voluntad de Dios, prosperidad para la Iglesia y para el Papa, exaltación de la fe, confusión de la herejía y de los infieles, conversión de los pecadores, perseverancia de los justos y eterno descanso de las almas del Purgatorio. Os lo pido por amor de Dios. Así sea.

ORACIÓN DE JUAN PABLO II

Oh San Francisco,

que recibiste los estigmas en La Verna,

el mundo tiene nostalgia de ti

como icono de Jesús crucificado.

Tiene necesidad de tu corazón

abierto a Dios y al hombre,

de tus pies descalzos y heridos,

y de tus manos traspasadas e implorantes.

Tiene nostalgia de tu voz débil,

pero fuerte por el poder del Evangelio.

Ayuda, Francisco, a los hombres de hoy

a reconocer el mal del pecado

y a buscar su purificación en la penitencia.

Ayúdalos a liberarse también

de las estructuras de pecado,

que oprimen a la sociedad actual.

Reaviva en la conciencia de los gobernantes

la urgencia de la paz

en las naciones y entre los pueblos.

Infunde en los jóvenes tu lozanía de vida,

capaz de contrastar las insidias

de las múltiples culturas de muerte.

A los ofendidos por cualquier tipo de maldad

concédeles, Francisco,

tu alegría de saber perdonar.

A todos los crucificados por el sufrimiento,

el hambre y la guerra,

ábreles de nuevo las puertas de la esperanza.

Amén.

SUBIR

 

SANTA TERESA DE AVILA

(S. Teresa de Jesús)

1515-1582

•      Festividad: 15 de octubre

•      Fecha de beatificación: 1614

•      Fecha de canonización: 1622

•      Nacionalidad: española

•      Patrona: enfermedades, dolores de cabeza, pasamaneros, pérdida de parientes, oposición a la autoridad de la Iglesia, de la gracia de saber orar bien, de la orden de los Carmelitas, personas ridiculizadas por su fe, Alba de Tormes, Ávila, España.

ORACIÓN DE SAN ALFONSO Mª LIGORIO

Oh, Santa Teresa, Virgen seráfica, querida esposa de Tu Señor Crucificado, tú quien en la tierra ardió con un amor tan intenso hacia tu Dios y mi Dios y ahora iluminas como una llama resplandeciente en el paraíso, obten para mi también, te lo ruego, un destello de ese mismo fuego ardiente y santo que me ayude a olvidar el mundo, las cosas creadas, aún yo mismo, porque tu ardiente deseo era verle adorado por todos los hombres. Concédeme que todos mis pensamientos, deseos y afectos sean dirigidos siempre a hacer la voluntad de Dios, la Bondad suprema, aun estando en gozo o en dolor, porque El es digno de ser amado y obedecido por siempre. obten para mí esta gracia, tú que eres tan poderosa con Dios, que yo me llene de fuego, como tú, con el santo amor de Dios. Amén.

ORACIÓN A SANTA TERESA DE JESÚS

Santa Teresa, esposa virgen, especialmente amada del Crucificado, y doctora de la Iglesia, alcánzame que a imitación tuya prefiera cumplir la voluntad y ganar la amistad el Sumo Bien, antes que todos los goces de la tierra. Dame fortaleza para seguir tu ejemplo de servir públicamente a Cristo con la perfección que Él pide, a pesar de todas las contradicciones. Y que con tu auxilio pueda superar las dificultades de esta vida y merecer el descanso sin fin del cielo. Amén.

SUBIR

 

SAN JUAN BAUTISTA

•  Festividad: 24 de junio (nacimiento); 29 de agosto (martirio).

•  Precursor de N.S. Jesucristo, muerto decapitado hacia el año 30.

•  Patrón: bautismo, pajareros, cuchilleros, contra la epilepsia, convulsiones y espasmos, Génova, pedrisco, Caballeros Hospitalarios, Caballeros de Malta, corderos, vida monacal, impresores, Quebec, sastres.

ORACIÓN I

Gloriosísimo San Juan Bautista, por el amor ardiente que tuviste al Niño Jesús y por la santísima dulzura que infundió en tu corazón con sus halagos; por aquellos privilegios que te concedió para hacer tantos milagros a favor de tus devotos, te suplico te dignes favorecerme en todas mis necesidades con tu eficaz patrocinio y en particular te ruego me alcances la gracia que te pido en este día.

¡Oh, glorioso San Juan Bautista, muévete a piedad de esta alma acongojada, que en ti puso sus esperanzas; líbrala, te ruego, de sus miserias. ¡Oh, santo de los milagros!, alivia la congoja de mi corazón, y haz que yo viva aquí como verdadero amante de mi Jesús para poder gozar de Él en el Cielo. Amén.

ORACIÓN II

Sagrado precursor de Cristo, que santificado en el vientre de vuestra madre, fuiste la admiración del mundo en el ejercicio de las virtudes y en los privilegios con que te enriqueció Dios. Ángel en la castidad, apóstol en el celo y predicación, y mártir en la constancia con que por reprender al incestuoso Herodes ofrecisteis la cabeza al cuchillo, y en las luces sobrenaturales de que te dotó el cielo, profeta del que llegó a decir el mismo Cristo: "Entre los nacidos de las mujeres ninguno mayor que Juan Bautista"; suplica al Señor que:

por tu penitencia me haga mortificado,

por tu soledad, recogido,

por tu silencio, callado,

casto por tu virginidad,

espiritual por tu contemplación,

e invencible a mis pasiones por la victoria que tu alcanzaste de tus enemigos, para que logre verte en la patria eterna. Amén.

SUBIR

 

SAN BENITO ABAD

480 - 547

•      Festividad: 11 de julio.

•      Fundador de las ordenes monásticas de occidente.

•      Nacionalidad: italiana.

•      Patrón: Europa, erupciones cutáneas, sarpullidos, envenenamientos, trabajadores agrícolas, granjeros, forjadores y fundidores del cobre, moribundos, eripsela facial, contra la fiebre, piedras en órganos, enfermedades inflamatorias, enfermedades del riñón, monjes, personas en órdenes religiosas, intoxicaciones, escolares, espeleólogos, tentaciones.

ORACIÓN PARA PEDIR SU PROTECCIÓN

Santísimo confesor del Señor; Padre y jefe de los monjes, interceded por nuestra santidad, por nuestra salud del alma, cuerpo y mente.

Destierra de nuestra vida, de nuestra casa, las asechanzas del maligno espíritu. Líbranos de funestas herejías, de malas lenguas y hechicerías.

Pídele al Señor, remedie nuestras necesidades espirituales, y corporales. Pídele también por el progreso de la santa Iglesia Católica; y porque mi alma no muera en pecado mortal, para que así confiado en Tu poderosa intercesión, pueda algún día en el cielo, cantar las eternas alabanzas. Amén.

Jesús, María y José os amo, salvad vidas, naciones y almas.

Rezar tres Padrenuestros, Avemarías y Glorias.

ORACIÓN PARA EL 11 DE JULIO

San Benito, Padre y Protector nuestro, tu no te antepusiste a nada ante Cristo desde que lo hallaste en la oración. Intercede para que también nosotros podamos encontrarlo y así vivamos en el amor del Eterno Padre y en la victoria de la Cruz de su Hijo.Que unamos nuestros sufrimientos a los de la para la redención de nuestros pecados. Amen.

SUBIR

 

SAN JUAN BERCHMANS

1599 - 1621

•  Festividad: 26 de noviembre

•  Fecha de beatificación: 1865 por el Papa Pío IX

•  Fecha canonización: 1888 por el Papa León XIII

•  Nacionalidad: belga

•  Patrón: monaguillos y servidores del altar, novicios oblatos, jóvenes.

ORACIÓN I

Bienaventurado Juan, que en la hora de la muerte quisisteis estrechar en vuestras manos el Crucifijo, el Rosario y las Reglas, diciendo: "estas tres cosas me son muy amadas; con ellas moriré gustoso", alcanzadme, os lo suplico por la Sangre de Jesucristo, tal respeto a la ley santa de Dios y obligaciones de mi estado, tal devoción a María Santísima, y tal amor a Cristo Crucificado, que al morir pueda repetir como vos: "Estas tres cosas son las que siempre he amado más en mi vida, y con ellas en el corazón moriré contento." Amén.

ORACIÓN II

Joven enérgico a quien Dios nos mostró como modelo, para revelarnos los tesoros de santidad que se encierran en la práctica santa de la vida ordinaria, te ruego me concedas constante fidelidad en la observancia de mis deberes, pureza de corazón, intrepidez y fortaleza contra los enemigos de mi salvación eterna, y prontitud en el cumplimiento de la voluntad divina.

Por tu singular devoción a la Madre de Jesucristo, alcánzame un ferviente amor a Jesús y María, que yo pueda infundir a los demás. Por ello te elijo como singular patrono mío, suplicándote humildemente que me hagas diligente en las cosas de Dios, y me ayudes para llevar una vida llena de buenas obras. Cuando me llegue la hora de la muerte, aliéntame con aquellos sentimientos de humilde confianza que cuando estabas para volar al cielo, estrechando con las manos contra el pecho el crucifijo, el rosario de la Virgen y el libro de las Reglas, te inspiraron aquellas palabras: "Estas son mis tres prendas queridas; con ellas muero contento."

Concede, Señor Dios, a tus siervos imitar en tu servicio aquellos ejemplos de inocencia y fidelidad con que el angélico Juan consagró la flor de su edad. Por nuestro Señor Jesucristo. Amén.

ORACIÓN III

Bellísimo encanto de inocencia, San Juan Berchmans, lirio que en el paraíso de la Iglesia descuella entre tantas flores de celestial hermosura: ¿quién no se siente embelesado al contemplar el admirable concierto de virtudes, que desde las más tierna edad resplandecieron en vuestra alma candorosa? Ángel en la niñez por vuestra pureza e inocencia, santo en la juventud por vuestra fidelidad a la gracia, y envidiable en la muerte por el gozo que os infundió la gloria que esperabais. A ti acude la juventud para conservar la inocencia y salir de sus extravíos; a ti en cuyo semblante se reflejaba, como en un espejo, la justicia original que perdieron nuestros primeros padres. "Hacerlo todo bien", esta fue vuestra divisa, pues en eso está cifrado el mérito de la virtud y el heroísmo de la santidad. ¡Oh, quién pudiera unir con la perfección que alcanzaste, la modestia con el agrado, el silencio y la amabilidad, la hermosura y el rubor, el donaire y la alegría, con la delicadeza de conciencia, la unión con Dios y el trato con el prójimo. Quien me diera tu vigilancia sobre los sentidos y la puntualidad que tuviste en el cumplimiento de vuestros deberes de hijo, de estudiante y de religioso. Al leer vuestra vida me parece tan fácil ser santo, pero ¡ay! que una triste experiencia me convence de mi cobardía y de mi miseria. Suple pues, oh amable protector mío, con tu intercesión lo que falta a mis méritos a fin de que logre veros en el Cielo por toda la eternidad. Amén.

SUBIR

 

SANTA BERNADETTE SOUBIROUS

1844-1876

•      Festividad: 18 de febrero

•      Fecha beatificación: 14 de junio de 1925

•      Fecha canonización: 8 de diciembre de 1933

•      Nacionalidad: francesa

•      Patrona: enfermedades del cuerpo, enfermos, Lourdes (Francia), personas ridiculizadas por su piedad, pobres, pastoras y pastores

 ORACIÓN

¡Oh bienaventurada Bernardita! Acuérdate que la Virgen te dijo en la Gruta: "Ruega por los pecadores", para que se conviertan y hagan penitencia. Ruega por mí, pecador, para que Dios perdone mis pecados. Ruega por mí a María Inmaculada, pues confío en que te concederá cuanto la pidas, porque fuiste su confidente en la Gruta de Lourdes. Así como Ella te prometió "hacerte feliz en el otro mundo", te concederá que hagas felices a los que devotamente acudan a ti. A ti, pues, acudo humildemente, suplicándote no me dejes ni me abandones hasta verme contigo en el cielo. Amén.

INVOCACIONES

A cada invocación se contesta: rogad por nosotros

Oh Santa Bernardita,

Imitadora de Jesús crucificado,

Amante de la vida oculta,

Abandonada a la voluntad de Dios,

Modelo admirable de humildad

Espejo de la virtud,

Víctima de amor a Jesús,

Enamorada de la Eucaristía,

Imitadora de la pobreza de Jesús,

Compasiva con los pecadores,

Lirio escogido de María,

Mensajera fidelísima de María,

Confidente privilegiada de María,

Amante enamorada de María,

Poderosa ante Jesús y María,

V. Rogad pos nosotros; oh bienaventurada Bernardita,

R. Para que seamos dignos de alcanzar las promesas de Jesucristo.

SUBIR

 

SAN BLAS

Obispo y mártir (m. hacia el 316)

•  Festividad: 3 de febrero

•  Nacionalidad: armenia

•  Patrón: contra las infecciones de garganta, tos, anginas, médicos, panaderos, albañiles, canteros, marmolistas, sastres, pañeros, animales salvajes y sus enfermedades

 ORACIÓN I

Oh glorioso San Blas, que con vuestro martirio habéis dejado a la Iglesia un ilustre testimonio de la fe, alcanzadnos la gracia de conservar este divino don, y de defender sin respetos humanos, de palabra y con las obras, la verdad de la misma fe, hoy tan combatida y ultrajada.

Vos que milagrosamente salvasteis a un niño que iba a morir desgraciadamente del mal de garganta, concedednos vuestro poderoso patrocinio en semejantes enfermedades; y sobre todo obtenedme la gracia de la mortificación cristiana, guardando fielmente los preceptos de la Iglesia, que tanto nos preservan de ofender a Dios. Así sea.

ORACIÓN II

Milagroso San Blas, que lleno de júbilo, en el camino a la cárcel, obrasteis prodigios y salvasteis la vida de un niño que se moría ahogado por una espina que tenía atravesada en la garganta, alcanzadnos del Señor la gracia de vernos libres de todas las enfermedades de lo garganta y emplear a ésta siempre para la gloria de Dios y bien de nuestras almas. Así sea.

ORACIÓN III

San Blas, santo pontífice y mártir, que, perseguido, te agradaba la penitencia del desierto, y con tus milagros convertiste numerosos paganos, te rogamos nos libres de los males de garganta, y nos concedas la voz; para dar testimonio de la fe con nuestra palabras, y gozar algún día del cielo en tu compañía. Así sea.

SUBIR

 

 

SAN JUAN BOSCO

1815-1888

•      Festividad: 31 de enero

•      Fecha de canonización: 1934

•      Nacionalidad: italiana

•      Patrón: aprendices, niños, editores, jóvenes mexicanos, trabajadores, escolares, estudiantes.

ORACIÓN

Oh Padre y maestro de la juventud, San Juan Bosco, que tanto trabajasteis por la salvación de las almas, sed nuestra guía en buscar el bien de la nuestra y la salvación del prójimo, ayudadnos a vencer las pasiones y el respeto humano, enséñanos a amar a Jesús Sacramentado, a María Santísima Auxiliadora y al Papa, y obtenednos de Dios una santa muerte, para que podamos un día hallarnos juntos en el Cielo. Así sea.

ORACIÓN PARA OBTENER ALGUNA

GRACIA ESPECIAL

Oh Don Bosco Santo, cuando estabais en esta tierra no había nadie que acudiendo a Vos, no fuera, por Vos mismo, benignamente recibido, consolado y ayudado. Ahora en el cielo, donde la caridad se perfecciona ¡cuánto debe arder vuestro gran corazón en amor hacia los necesitados! Ved, pues, mis presentes necesidades y ayudadme obteniéndome del Señor (pídase la gracia).

También Vos habéis experimentado durante la vida las privaciones, las enfermedades, las contradicciones, la incertidumbre del porvenir, las ingratitudes, las afrentas, las calumnias, las persecuciones y sabéis qué cosa es sufrir.

Ea, pues, oh Don Bosco Santo, volved hacia mí vuestra bondadosa mirada y obtenedme del Señor cuánto pido, si es ventajoso para mí alma; o si no, obtenedme alguna otra gracia que me sea aún más útil, y una conformidad filial a la divina voluntad en todas las cosas, al mismo tiempo que una vida virtuosa y una santa muerte. Así sea.

ORACIÓN A SAN JUAN BOSCO

Oh Don Bosco Santo, que con tan gran amor y celo cultivasteis las múltiples formas de acción católica que hoy florecen en la Iglesia, conceded a sus asociaciones el mayor progreso y desarrollo. Redoblad en todos los corazones la devoción a la Santísima Eucaristía y a María Auxiliadora de los Cristianos. Acrecentad en ellos el amor al Papa, el celo por la propagación de la fe, un solícito esmero por la educación de la juventud y grandes entusiasmos para suscitar nuevas vocaciones sacerdotales, religiosas y misioneras. Haced que en cada una de las naciones se fomente y arraigue la guerra contra la blasfemia y el mal hablar y contra la prensa impía; haciendo surgir en todas partes nuevos cooperadores para las diversas formas de apostolado recomendadas por el Vicario de Cristo. Infundid en todos los corazones católicos la llama de vuestro celo, para que, viviendo en caridad difusiva, puedan al fin de su vida recoger el fruto de las muchas obras buenas practicadas durante ella.

Padrenuestro…, Dios te salve…, Gloria…

San Juan Bosco, rogad por nosotros.

SUBIR

 

SANTO CAYETANO DE THIENE

1480-1547

•      Festividad: 7 de agosto.

•      Fundador de la orden de los Clérigos Regulares (Teatinos)

•      Nacionalidad: italiana.

•      Fecha beatificación: 1629 por el Papa Urbano VIII.

Fecha canonización: 1671 por el Papa Clemente X.

Patrón: personas que buscan trabajo, desempleados.

ORACIÓN I

¡Oh glorioso San Cayetano Padre de la Providencia!, no permitas que en mi casa me falte la subsistencia y de tu liberal mano una limosna te pido en lo temporal y humano.

¡Oh glorioso San Cayetano!, Providencia, Providencia, Providencia.

(Aquí se pide la gracia que se desea conseguir)

Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

Jaculatoria. Glorioso San Cayetano, interceded por nosotros ante la Divina Providencia.

ORACIÓN II

¡Oh glorioso San Cayetano! Aclamado por todas las Naciones; Padre de Providencia, porque con portentosos milagros socorres a cuantos te invocan con fe en sus necesidades. Te suplico me obtengas del Señor oportuno Socorro en las angustias presentes y sea ello prueba de la bienaventuranza eterna. Amén.

Santísima Trinidad ¡Oh Divina Providencia! Concédeme tu clemencia, por tu infinita bondad, arrodillado a tus plantas, a Ti portento de toda caridad, te pido por los míos casa, vestido y sustento.

Concédenos la salud, llévanos por buen camino, que sea siempre la virtud que guie nuestro destino. Tú eres toda mi esperanza, eres el consuelo mío, en Ti creo, en Ti confío. Tu Divina Providencia se extienda a cada momento para que nunca nos falte casa, vestido, sustento y los Santos Sacramentos en el último momento.

ORACIÓN III

Glorioso San Cayetano, aclamado por todos los pueblos padre de providencia porque socorres con grandes milagros a cuantos te invocan en sus necesidades: acudo a tu altar, suplicando que presentes al Señor los deseos que confiadamente deposito en tus manos.

(Aquí se expresan las gracias que se desea obtener)

Haz que estas gracias, que ahora te pido, me ayuden a buscar siempre el Reino de Dios y su Justicia, sabiendo que Dios (que viste de hermosura las flores del campo y alimenta con largueza las aves del cielo) me dará las demás cosas por añadidura. Amén.

SUBIR

 

SANTA CECILIA

Siglo III

Fiesta: 22 de noviembre.

Virgen y mártir, muerta hacia el 230.

Patrona: mártires, compositores, músicos, poetas, cantantes, instrumentos musicales.

A SANTA CECILIA

 

    "Se abrió su boca para dar lecciones de sabiduría y está en sus labios la ley de bondad. Se levantó su esposo y la colmó de alabanzas. "

¿A quién más seguramente que a ti, amable Cecilia, se aplicaron estas palabras?… el candor y la sabiduría de tus palabras en un instante transformaron a tu esposo; apenas respiró el suave perfume de tu inocencia, lo ganaste a la fe de Jesucristo y llegó a ser mártir. Hoy es más grande aún tu poder. Ruega pues, a Dios para que imitando tus virtudes, logremos también la ventura de los escogidos. Amén.

ORACIÓN A SANTA CECILIA,

VIRGEN Y MÁRTIR

Gloriosa Virgen y mártir Santa Cecilia, modelo de esposa fidelísima de Jesús, vedme aquí postrado humildemente ante vuestras plantas. Soy un pobre pecador que vengo a implorar vuestra poderosa intercesión ante Jesús a quién tanto amasteis, suplicándote que me consigas un verdadero arrepentimiento de mis pecados, un propósito eficaz de enmienda y una heroica fortaleza para confesar y defender la fe que he profesado.

Alcánzame la gracia de vivir y morir en esta santa fe, como también las gracias especiales que necesito para vivir santamente en mi estado. Escucha y alcánzame mis súplicas , oh virgen poderosísima, para que merezca gozar un día de la eterna bienaventuranza. Así sea.

ORACIÓN

Señor y Dios nuestro, tu escogiste para ti desde sus más tiernos años a Santa Cecilia. Ella amó a Dios, a su familia, a sus semejantes, hasta entregar todos sus bienes a los pobres. Desde su imagen nos señala una ruta. Es un faro luminoso en los acantilados del mundo. Se nos muestra joven, hermosa, rica y sana. Exhibe valentía, carácter, robustez del alma… hasta entregar su vida. Queremos aprender de ella esa fe y esa valentía para vivir nuestro cristianismo sin claudicar. Lo pedimos por Jesucristo, nuestro Señor. Amén.

SUBIR

 

SAN ANTONIO MARIA CLARET

1807-1870

Festividad: 24 de octubre

Fecha de canonización: 1950 por el Papa Pío XII

Nacionalidad: española

Patrón: prensa católica, tejedores

ORACIÓN PARA PEDIR

POR UN ENFERMO DE CÁNCER

Oh San Antonio María Claret, que durante tu vida en la tierra consolabas tanto a los afligidos y tenías gran amor y tierna compasión a los enfermos ruega por mi ahora que gozas del premio de tus virtudes; echa una mirada de compasión sobre N,... (menciona aquí a la persona afligida con cáncer) y concédeme esta gracia , si tal es la voluntad de Dios. Haz tuyos mis cuidados. Habla una palabra al Inmaculado Corazón de María para obtener por su poderosa intercesión la gracia que yo tanto ansío, y una bendición que pueda fortalecerme durante mi vida; asísteme en la hora de mi muerte y guíame a una feliz eternidad. Amén.

Rezar Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

San Antonio María Claret ruega por mi.

SANTA ÁNGELA DE LA CRUZ

1846 – 1932

Fundadora de la Compañía de las Hermanas de la Cruz.

Festividad: 5 de noviembre.

Fecha de beatificación: 5 de noviembre de 1982 por el Papa Juan Pablo II en Sevilla, España.

Fecha canonización: 4 de mayo de 2003 por el Papa Juan Pablo II en Madrid, España.

Nacionalidad: española.

NOVENA BREVE

Dios de toda bondad, que iluminaste a Santa Ángela, virgen, con la sabiduría de la cruz, para que reconociese a tu Hijo Jesucristo en los pobres y enfermos abandonados, y los sirviese como humilde esclava, concédenos la gracia que te pedimos por su intercesión, en esta novena.

(Mencionar aquí la gracia que se desea obtener)

Así también, inspira en nosotros el deseo de seguir su ejemplo, abrazando cada día nuestra propia cruz, en unión con Cristo crucificado y sirviendo a nuestros hermanos con amor. Te lo pedimos por el mismo Jesucristo, Hijo tuyo y Señor nuestro.

Amén.

Padrenuestro, Avemaría, Gloria ...

Santa Angela de la Cruz, ruega por nosotros.

PADRE DAMIÁN DE MOLOKAI

1840-1889

El Beato Damián de Veuster, apóstol de los leprosos, nació en Wertcher (Bélgica). Ingresó en la Congregación de los Sagrados Corazones y consagró su vida con gran abnegación al cuidado de los leprosos de la isla de Molokai. Víctima el mismo de la lepra, vio durante cuatro años caérsele a pedazos las carnes de su cuerpo, para finalmente morir mártir de su caridad, el 15 de abril de 1889. El 4 de junio de 1995 fue beatificado por Juan Pablo II. Su fiesta se celebra el 10 de mayo.

ORACIÓN I

Glorioso y venerado Beato Damián: Sois modelo y patrono de los leprosos. Por vuestro amor os entregasteis en cuerpo y alma al cuidado de los leprosos de Molokai. Yo, impulsado por la confianza que me inspira tu valimiento poderoso ante Dios y tu caridad hacia los más necesitados, acudo a ti. Llena mi corazón de amor hacia los más necesitados, alcánzame un gran espíritu de fe, saber aceptar y ofrecerte todas las contrariedades de la vida y poder gozar un día de vuestra compañía en el cielo. Por Jesucristo nuestro Señor. Amén.

ORACIÓN II

Oh dulcísimo Jesús, que con tus palabras y tus ejemplos nos has predicado tan elocuentemente el precepto de amar al prójimo, dígnate glorificar esa misma caridad cristiana, coronando con la aureola de los Santos a tu siervo Damián que, inflamado en tu amor, quiso vivir y morir al servicio de los pobres leprosos de Molokai.

Un padrenuestro y cinco avemarías pidiendo el reinado del Sagrado Corazón diciendo tres veces estas jaculatorias:

"Corazón divino de Jesús, venga a nosotros tu Reino".

"María, Reina de los Apóstoles, ruega por nosotros."

SUBIR

 

SANTO DOMINGO GUZMÁN

1170 – 1221

Festividad: 8 de agosto

Fundador de la Orden de los Predicadores

Fecha canonización: 13 de julio de 1234 por Gregorio IX

Nacionalidad: española

Patrón: astrónomos, científicos, República Dominicana, personas acusadas falsamente.

ORACIÓN I

¡Oh glorioso patriarca Santo Domingo!, gloria de España, amparo de la fe y fundador de la sagrada orden de los Predicadores. Tu nacimiento fue lleno de prodigios divinos, tu niñez amable, tu vida admirable, tu doctrina más del cielo que de la tierra, con la cual, y con los ejemplos de tus heroicas virtudes e innumerables milagros que el Señor obró por ti, convertiste a la fe católica a innumerables herejes, reformaste las costumbres extraviadas de los fieles, instituiste una orden de varones apostólicos que sustentase la Iglesia que amenazaba ruina, y llevase por la redondez de la tierra la doctrina del Evangelio, resistiese a los enemigos de la fe y fuese sol y luz del mundo.

Yo te ruego y suplico, ¡oh padre santísimo!, que me alcancéis la gracia de aquel Señor que te adornó de tantas y tan grandes gracias y virtudes, para que yo te imite en la pureza de mi alma y cuerpo, y en aquella ardentísima caridad con que tan amablemente llorabas los pecados ajenos y te castigabas por ellos, y quisiste ser vencido por rescatar el hijo de la viuda, y deseaste y procuraste ser mártir por el Señor; y aquella profundísima humildad y menosprecio del mundo, en la penitencia, en la mortificación de mis pasiones, en la oración y devoción a la Santísima Virgen nuestra Señora, que tu en tan sublime grado tuviste, para que siguiendo tus pisadas con tu favor, sea partícipe de tus altos merecimientos y de la corona que tu posees en el cielo. Amén.

ORACIÓN II

Gloriosísimo Padre mío Santo Domingo, elegido de Dios para sus grandes designios en el mundo, predilecto de la Reina de los cielos, cuyas glorias y amor publicasteis y difundisteis, obtenednos nuevamente el triunfo de la verdad sobre el error y apartad el brazo vengador de la Divina justicia sobre los pecadores.

Vos, que fuisteis columna de la Iglesia, alcanzad para ella eficaces y oportunos auxilios, gran fervor y espíritu apostólico a sus ministros y piedad y pureza de costumbres al pueblo cristiano.

Oh modelo de santidad y penitencia, hijo fiel y amante de María, que merecisteis que esta gran Señora cobijara en el cielo bajo su manto amoroso a vuestros hijos, obtenednos de ella que sostenga nuestra debilidad para no apartarnos en la tierra de las enseñanzas del Evangelio.

Bendecid, Padre querido, a nuestra Orden, sus casas religiosas, sus misiones, predicadores, cofradías, patronatos, asilos, colegios y universidades.

Y ya que en la tierra fuisteis poderoso en obras y doctrinas, sea también eficaz en el cielo vuestra intercesión para alcanzarnos santa vida y dichosa muerte. Amén.

RESPONSORIO A SANTO DOMINGO

Oh admirable esperanza la que diste a los que te lloraban a la hora de tu muerte, prometiéndolos que desde el cielo ampararías a tus hermanos.

Cumple, Padre, lo que dijiste, socorriéndonos con tus plegarias.

Y, pues, tan esclarecido fuiste en obrar milagros, curando enfermedades corporales, cura nuestras almas enfermas y alcánzanos el amor de Jesucristo.

Cumple, Padre, lo que dijiste, socorriéndonos con tus plegarias.

V. Ruega por nosotros, bienaventurado Padre Domingo.

R. Para que seamos dignos de las promesas de Cristo.

SUBIR

 

SANTA FILOMENA

Virgen y mártir

Festividad: 11 de agosto (fue suprimida por el Papa Juan XXIII por la falta de información histórica [2].

Canonización: por Gregorio XVI.

Patrona: bebés, esterilidad, niños, hijos de María, causas desesperadas, causas olvidadas, causas imposibles, infertilidad, causas perdidas, Rosario Viviente, recién nacidos, pobres, curas, enfermos, esterilidad, niños que aprenden a caminar, jóvenes.

ORACIÓN I

¡Oh Gloriosa Santa Filomena, Virgen y Mártir!, ejemplo de fe y esperanza, generosa en la caridad, a Vos suplico, escuchad mi oración. Desde el cielo donde reináis, haced caer sobre mi toda la protección y auxilio que necesito en este momento en que mis fuerzas enflaquecen. Vos que sois tan poderosa junto a Dios, interceded por mi y alcanzadme la gracia que os pido (mencione la gracia que desea recibir).

¡Oh Santa Filomena!, ilustre por tantos milagros, rogad por mí. No me abandonéis, jamás dejéis de mirar como un rayo de esperanza sobre mí y mi familia. Apartad de mí las tentaciones, dad paz a mi alma y bendecid mi casa. ¡Oh Santa Filomena!, por la sangre que derramasteis por amor a Jesucristo, alcanzadme la gracia que os pido (repita ahora su petición).

Rezar un Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

Santa Filomena, ayudadme a alcanzar la gracia. Te prometo que seré tu devoto y que manifestaré a otros necesitados lo milagrosa y bondadosa que eres. Amén.

ORACIÓN II

Fiel y gloriosa Virgen, que desde el cielo, donde reposas, derramas sobre la tierra tantas finezas: bendigo al Señor por la gloria y el poder con que te corona hoy día. Dígnate, amable santa, hacer que yo sienta los efectos de tu amparo y logre todas las gracias que tanto necesito. Amén. ¡Oh Dios, bendito seáis eternamente en vuestros santos!

 

ORACIÓN DE SÚPLICA

Postrado ante vuestros pies, oh grande y gloriosa Santa, vengo a presentarte mi fervorosa oración; acógela benignamente y obténme las gracias que me son necesarias. Tengo un corazón atribulado. Siento fuertes los golpes del dolor. La desventura me oprime. Recurro, pues, a vuestro auxilio. Ayúdame y mira mi oración.

    Santa Filomena, ruega por mí.

    Gloria al Padre ...

Fatigado y sin consuelo, privado de esperanza, sólo y oprimido por las tribulaciones, espero ser por Vos atendido.

    Santa Filomena, ruega por mí.

    Gloria al Padre ...

Reconozco que fueron mis grandes pecados la causa de tantas desventuras. Obténme de Jesús lo perdido y abrázame en su santo amor.

    Santa Filomena, ruega por mí.

    Gloria al Padre ...

Ve cuántas gracias me son necesarias y no me abandonéis. Vos que sois tan poderosa junto a Dios aleja de mí la tristeza y la desolación, da paz a mi alma, protégeme de los peligros y líbrame de los castigos del Señor; bendice a mi casa, a mi familia, a tus fieles devotos y alcánzame la gracia que necesito (mencionar la gracia).

    Gloriosa Santa Filomena, no me abandones y ruega por mí.

    Gloria al Padre ...

Por vuestros sufrimientos, alcánzanos de Dios la misericordia. Amén.

SUBIR

 

SANTA GEMA GALGANI

1878-1903

Festividad: 16 de mayo

Fecha de beatificación: 1933 por el Papa Pío XI

Fecha de canonización: 2 de mayo de 1940 por el Papa Pío XII

Nacionalidad: italiana

Patrona: farmacéuticos, pérdida de parientes, tentaciones.

ORACIÓN DE SANTA GEMA 

Aquí me tenéis postrada a vuestros pies santísimos, mi querido Jesús, para manifestaros en cada instante mi reconocimiento y gratitud por tantos y tan continuos favores como me habéis otorgado y que todavía queréis concederme. Cuantas veces os he invocado, ¡oh Jesús! me habéis dejado siempre satisfecha; he recurrido a menudo a Vos, y siempre me habéis consolado. ¿Cómo podré expresaros mis sentimientos, amado Jesús? Os doy gracias…; pero otra gracia quiero de Vos, ¡oh Dios mío!, si es de vuestro agrado… (aquí se manifiesta la gracia que se desea conseguir). Si no fuerais todopoderoso no os haría esta súplica. ¡Oh Jesús!, tened piedad de mí. Hágase en todo vuestra santísima voluntad.

Rezar Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

ORACIÓN PARA TENER ÉXITO

EN LOS EXÁMENES

Esclarecida protectora de los examinandos, Santa Gema Galgani. Tú que recibiste del cielo inteligencia tan clara y memoria tan feliz que ocupabas siempre los primeros puestos en las clases, alcanzabas las más altas calificaciones en los exámenes y obtenías premios extraordinarios en públicos certámenes; pero que inflamada de la más tierna caridad para con el prójimo, te angustiabas y sentías como propios los suspensos de tus compañeras de colegio; ya que contemplas desde el cielo mis pasados descuidos y negligencias en el cumplimiento de los deberes escolares, alcánzame del Señor el perdón que humildemente imploro, que sepa enderezar mis conocimientos a la mayor gloria de Dios y santificación de mi alma, y que, singularmente en esta circunstancia en que voy a examinarme, conserve rectitud de intenciones, serenidad de ánimo y equilibrio de nervios, para que, obteniendo las brillantes calificaciones por las que suspiro, ensalce tu protección y eficacísimo valimiento y bendiga al Señor por todos sus soberanos beneficios, ahora y siempre, y por los siglos de los siglos.-Amén.

Rezar un Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

SUBIR

 

SAN LUIS GONZAGA

1568 – 1591

Festividad: 21 de junio

Fecha de beatificación: 1621

Fecha canonización: 1726 por Benedicto XIII

Nacionalidad: italiana

Patrón: enfermos de sida, jóvenes católicos, estudiantes jesuitas, dolencias de la vista, contra la peste, juventud.

ORACIÓN

¡Oh Luis Santo adornado de angélicas costumbres! Yo, indigno devoto vuestro os encomiendo la castidad de mi alma y de mi cuerpo, para que os dignéis encomendarme al Cordero Inmaculado, Cristo Jesús, y a su purísima Madre, Virgen de vírgenes, guardándome de todo pecado. No permitáis, Angel mío, que manche mi alma con la menor impureza; antes bien, cuando me viereis en la tentación o peligro de pecar, alejad de mi corazón todos los pensamientos y afectos impuros; despertad en mí la memoria de la eternidad y de Jesús Crucificado; imprimid hondamente en mi corazón un profundo sentimiento de temor santo de Dios, y abrasadme en su divino amor, para que así, siendo imitador vuestro en la tierra, merezca gozar de Dios en vuestra compañía en la gloria. Amén.

SUBIR

 

SAN FRANCISCO JAVIER

Misionero, 1506-1552

Jesuita

Festividad: 3 de diciembre

Fecha canonización: 1602

Nacionalidad: española

Patrón: misiones, misioneros, parroquias, epidemias, propagación de la fe, de los jesuitas, contra la peste, contra el granizo, Navarra, Portugal, Bolonia, Cremona, Goa, Macao, Pamplona, Parma, Plascencia

ORACIÓN

Eterno Dios, Criador de todas las cosas : acordaos qué Vos criasteis las almas de los infieles haciéndolas a vuestra imagen y semejanza.

Mirad, Señor, como en oprobio vuestro se llenan de ellas los infiernos. Acordaos, Padre celestial, de vuestro Hijo Jesucristo, que derramando tan liberalmente su sangre, padeció por ellas. No permitáis que sea vuestro Hijo por más tiempo menospreciado de los infieles, antes aplacado con los ruegos y oraciones de vuestros escogidos los Santos y de la Iglesia, Esposa benditísima de vuestro mismo Hijo, acordaos de vuestra misericordia, y olvidando su idolatría e infidelidad, haced que ellos conozcan también al que enviasteis, Jesucristo, Hijo vuestro, que es salud, vida y resurrección nuestra, por el cual somos libres y nos salvamos; a quien sea dada la gloria por infinitos siglos de los siglos. Amén.

Oración. Oh Dios, que quisiste agregar a tu Iglesia las naciones de las Indias por la predicación y por los milagros de San Francisco Javier: concédenos que, pues veneramos la gloria de sus insignes merecimientos, imitemos, también los ejemplos de sus heroicas virtudes. Por nuestro Señor Jesucristo, que vive y reina contigo por los siglos de los siglos. Amén.

SUBIR

 

SAN JUAN DE LA CRUZ

1542 – 1591

Festividad: 14 de diciembre

Fecha de beatificación: 25 de enero de 1675 por Clemente X .

Fecha canonización: 27 Diciembre de 1726 por Benedicto XIII.

Nacionalidad: española

Patrón: vida contemplativa, místicos, poetas españoles

ORACIÓN I

Vuestro emblema fue siempre padecer y ser despreciado. ¡Oh, si pudiese yo al menos resignarme en mis tribulaciones, ya que no soy tan generoso como tu en el padecer y ser despreciado! A ti, pues, que en tantos sufrimientos fuisteis siempre paciente, resignado y gozoso, a ti me encomiendo para que me enseñéis a resignarme en mis muchas penas. Tampoco me faltan fuertes pesares y pesadas cruces, y muy a menudo cansado y desalentado me quedo..., me abato..., y caigo. Ten compasión de mí, y ayúdame a llevar con resignación y gozo mis cruces, con la mirada siempre vuelta al cielo. Os tomo por protector mío, por mi maestro y mi guía aquí en la tierra, para ser vuestro compañero en la patria del Paraíso. Amén.

ORACIÓN II

Glorioso Padre nuestro San Juan de la Cruz, a quien el Señor quiso destinar para compartir con la Santa Madre Teresa los trabajos de la insigne Reforma de la Orden del Carmelo, hasta poblar a España de monasterios de descalzos que hicieron célebre vuestro nombre, y venerada vuestra memoria: yo os felicito porque os cupo tan gran dicha, así como por la felicidad de que gozáis en el cielo, en justo premio de tantas y tan grandes virtudes; y os pido, Santo Padre mío, me alcancéis de Dios un gran amor a la Sacratísima Virgen María, que fue el principal distintivo de vuestra gloriosa vida, para que, sirviéndola aquí en la tierra, pueda gozar de ella con Vos en el Cielo. Amén.

SUBIR

 

SAN JUAN DE DIOS

1495 – 1550

Festividad: 8 de marzo

Fundador de la Orden Hospitalaria.

Nacionalidad: portuguesa.

Fecha de beatificación: 21 de septiembre de 1630 por Urbano VIII.

Fecha de canonización: 16 de octubre de1690 por Alejandro VIII.

Patrón: alcohólicos, alcoholismo, enfermos, encuadernadores, libreros, agonizantes, bomberos, enfermos de corazón, hospitales, personal hospitalario, enfermeras, impresores, editores,T ultepec (México).

ORACIÓN PARA PEDIR SU INTERCESIÓN

¡Glorioso San Juan de Dios, caritativo protector de los enfermos y desvalidos! Mientras vivisteis en la tierra no hubo quien se apartase de vos desconsolado: el pobre halló amparo y refugio; los afligidos consuelo y alegría; confianza los desesperados y alivio en sus penas y dolores todos los enfermos. Si tan copiosos fueron los frutos de vuestra caridad estando aún en el mundo, ¿qué no podremos esperar de vos ahora que vivís íntimamente unido a Dios en el Cielo? Animados con este pensamiento, esperamos nos alcancéis del Señor la gracia de… si es para mayor gloria de Dios y bien de nuestras almas. Amén.

SUBIR

 

SAN JUDAS TADEO

Siglo I

Festividad: 28 de octubre

Nacionalidad: judía

Patrón: situaciones desesperadas o imposibles, causas perdidas, trabajadores en hospitales.

CONSAGRACIÓN

San Judas, Apóstol de Cristo y Mártir glorioso, deseo honrarte con especial devoción. Te acojo como mi patrón y protector. Te encomiendo mi alma y mi cuerpo, todos mis intereses espirituales y temporales y asimismo los de mi familia. Te consagro mi mente para que en todo proceda a la luz de la fe; mi corazón para que lo guardes puro y lleno de amor a Jesús y María; mi voluntad para que, como la tuya, esté siempre unida a la voluntad de Dios. Te suplico me ayudes a dominar mis malas inclinaciones y tentaciones evitando todas las ocasiones de pecado. Obténme la gracia de no ofender a Dios jamás, de cumplir fielmente con todas las obligaciones de mi estado de vida y practicar las virtudes necesarias para salvarme. Ruega por mi Santo Patrón y auxilio mío, para que, inspirado con tu ejemplo y asistido por tu intercesión, pueda llevar una vida santa, tener una muerte dichosa y alcanzar la gloria del Cielo donde se ama y da gracias a Dios eternamente. Amén.

ORACIÓN

Apóstol gloriosísimo de Nuestro Señor Jesucristo, aclamado por los fieles con el dulce título de ABOGADO DE LOS CASOS DESESPERADOS, hazme sentir tu poderosa intercesión aliviando la gravísima necesidad en que me encuentro. Por el estrecho parentesco que te hace primo hermano de Nuestro Señor Jesucristo, por la privaciones y fatigas que por El sufriste, por el heroico martirio que aceptaste gustoso por su amor, por la promesa que el divino Salvador hizo a Santa Brígida de consolar a los fieles que acudiesen a tu poderosa intercesión, obtenme del Dios de las misericordias y de su Madre Santísima la gracia que con ilimitada confianza te pido a Ti, Padre mío bondadosímo, seguro que me la obtendrás siempre que convenga a la gloria de Dios y bien de mi alma. Así sea.

Glorioso Apóstol San Judas Tadeo, ruega por nosotros. (Repetir 3 veces)

En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.

VISITA Y ORACIÓN

(para el día 28 de cada mes)

Honremos a nuestro Protector, San Judas Tadeo, con una buena Confesión y una Comunión fervorosa. Así nos haremos más agradables a Dios y obtendremos del Santo Apóstol más fácilmente la gracia que pedimos.

Bondadoso Protector mío, San Judas Tadeo, que recibiste del Salvador la gracia de la vocación al apostolado para seguirle más de cerca en la práctica de las virtudes y predicar su Evangelio, que tuviste el don de conmover los corazones con tus ejemplos y tus enseñanzas, el poder de obrar milagros, y que diste tu vida en defensa y testimonio de la Fe, recibe mis parabienes por estos grandes privilegios, y acepta gustoso esta visita que te hago en agradecimiento de favores obtenidos y para obtener nuevas gracias por tu mediación. Alcánzame un grande amor al Divino Maestro, que me aliente en la práctica de la virtud, me consuele en mis tribulaciones y sostenga mi esperanza cuando el infortunio y la desgracia me acrisolen. No permitas jamás que la falta de confianza en la Providencia divina me aparte del amor y servicio de Dios. Dame tu protección, S. Judas, y alcánzame lo que necesito y pido para mi bien temporal y eterno. Amén.

Rezar tres Glorias en honor de la Santísima Trinidad y hacer luego la petición de la gracia que se desea obtener.

SUBIR

 

SANTA ROSA DE LIMA

1586-1617

Festividad: 23 de agosto.

Terciaria dominica.

Fecha canonización: 2 de abril de 1671 por el papa Clemente X.

Patrona: floristas, jardineros, bordadoras, costureras, Perú, América Central y Sudamérica, India, Filipinas, personas ridiculizadas por su piedad.

ORACIÓN A SANTA ROSA DE LIMA

Santa Rosa, "Rosa y Reina del Perú", encendida en el amor a Dios y a la fe, te apartaste del mundo y te entregaste a Cristo en medio de admirables penitencias.

Quisiste ser apóstol y llevar a todos los hombres hacia Jesús. Para ello renunciaste a tu hermosura y a tus atractivos humanos, mortificando tu cuerpo... Alcánzanos el camino de la verdadera vida para que lleguemos a gozar un día de los bienes eternos. Por Jesucristo nuestro Señor. Amén.

ORACIÓN

Oh esclarecida Virgen, Rosa celestial, que con el buen olor de vuestras virtudes habéis llenado de fragancia a toda la Iglesia de Dios y merecido en la gloria una corona inmarcesible; a vuestra protección acudimos para que nos alcances de vuestro celestial Esposo un corazón desprendido de las vanidades del mundo y lleno de amor divino.

 

¡Oh flor la más hermosa y delicada que ha producido la tierra americana!, portento de la gracia y modelo de las almas que desean seguir de cerca las huellas del Divino Maestro, obtened para nosotros las bendiciones del Señor. Proteged a la Iglesia, sostened a las almas buenas y apartad del pueblo cristiano las tinieblas de los errores para que brille siempre majestuosa la luz de la Fe y para que Jesús, vida nuestra, reine en las inteligencias de todos los hombres y nos admita algún día en su eterna y dichosa mansión. Amén.

SUBIR

 

SANTA TERESA DEL NIÑO JESÚS

( LISIEUX )

1873-1897

Festividad: 1 de octubre

Doctora de la Iglesia

Fecha de canonización: 17 mayo de 1925 por el Papa Pío XI

Nacionalidad: francesa

Patrona: misiones de Africa, enfermos de SIDA, pilotos de aviación, floristas, jardineros, Francia, enfermos, misiones en general, restauración de la libertad religiosa en Rusia, Rusia.

ORACIÓN PARA PEDIR UN FAVOR

¡Santa Teresita! Vengo a tus plantas lleno de confianza a pedirte favores. La Cruz de la vida me pesa mucho y no encuentro más que espinas entre sus brazos. ¡Florecitas de Jesús! Envía sobre mi alma una lluvia de flores de gracia y de virtud, para que pueda subir el Calvario de la vida embriagado en sus perfumes. Mándame una sonrisa de tus labios de cielo y una mirada de tus hermosos ojos... Que valen más tus caricias que todas las alegrías que el mundo encierra. ¡Dios mío! Por intercesión de Santa Teresita dáme fuerza para cumplir con mi deber y concédeme la gracia que en esta oración te pido.

Amén

POR LAS MISIONES

Oh Santa Teresita del Niño Jesús, que has sido justamente proclamada Patrona de las Misiones de todo el mundo: acuérdate de los ardentísimos deseos de mostrarte, cuando vivías en la tierra, de querer plantar la Cruz de Jesucristo en todas las naciones, y anunciar el Evangelio hasta la consumación de los siglos. Te suplicamos que ayudes, según tu promesa, a los sacerdotes, a los misioneros y a toda la Iglesia. Así sea.

Santa Teresita del Niño Jesús ¡Ruega por nosotros!

ORACIÓN

Oh bienaventurada Santa Teresita del Niño Jesús, que habéis prometido hacer caer una lluvia de rosas, desde el cielo, dirigid a mí vuestros ojos misericordiosos y escuchadme en mis múltiples necesidades. Grande es vuestro poder porque Dios os ha hecho grande entro los santos del cielo.

Os suplico, pues, oh mi amable protectora, me alcancéis de Dios las gracias que os pido, siempre que sea para mayor honra de Dios y salvación de mi alma. Os suplico de un modo especial que me hagáis participar de las rosas que nos habéis prometido, apartando mi corazón de las vanidades y placeres caducos de esta vida, y enseñándome a amar a Jesús y a María con amor verdadero, para que así pueda un día gozar con vos de la eterna bienaventuranza. Así sea.

V. Rogad por nosotros, oh bienaventurada Santa Teresita

R. Para que seamos dignos de la lluvia de rosas que nos habéis prometido.

SUBIR

 

SAN IGNACIO DE LOYOLA

1491-1556

Festividad: 31 de julio

Fundador de la Compañía de Jesús

Nacionalidad: española

Fecha beatificación: 1609 por el Pablo V

Fecha canonización: 22 de marzo de 1622 por Gregorio XV

Patrón: jesuitas, casas de retiros, militares, ejercicios espirituales (por el papa Pío XI)

ORACIÓN I

¡Glorioso San Ignacio de Loyola, fundador de la Compañía de Jesús y especial abogado y protector mío!. Ya que tan elevado estáis en el Cielo por haber hecho vuestras obras a mayor honra y gloria de Dios, combatiendo a los enemigos de la Iglesia, defendiendo nuestra santa fe, dilatándola por medio de vuestros hijos por todo el mundo, alcánzame de la divina piedad, por los méritos infinitos de Jesucristo, e intercesión de su gloriosa Madre, entero perdón de mis culpas, auxilio eficaz para amar a Dios y servirle con todo empeño en adelante, firmeza y constancia en el camino de la virtud, y la dicha de morir en su amistad y gracia, para verle, amarle, gozarle y glorificarle en vuestra compañía por todos los siglos. Amén.

ORACIÓN II

Santísimo padre San Ignacio de Loyola, fundador de la Compañía de Jesús; escogido entre millares para dilatar la gloria de Dios por los cuatro ángulos del mundo; varón eminentísimo en toda clase de virtudes, pero especialmente en la pureza de intención con que siempre anhelabas la mayor gloria de Dios; héroe insigne de penitencia, humildad y prudencia; infatigable, constante, devotísimo, prodigiosísimo; de caridad excelentísima para con Dios, de vivísima fe y esperanza robustísima; me gozo, amado Padre mío, de verte enriquecido con tantas y tan eminentes prerrogativas, y te suplico alcances a todos tus hijos aquel espíritu que te animaba, y a mí una intención tan recta, que hasta en las menores cosas busque puramente la gloria divina, a imitación tuya, y logre por este medio ser de tu compañía en la gloria. Amén.

SUBIR

 

SANTA LUCÍA

Mártir. 283-304

Festividad: 13 de diciembre

Nacionalidad: siciliana

Patrona: contra las hemorragias, invidentes, enfermedades de los ojos, disentería, trabajadores del cristal, mártires, campesinos, vendedores, Siracusa (Sicilia), infecciones de garganta, escritores.

ORACIÓN I

¡Oh bienaventurada y amable Santa Lucía!, universalmente reconocida por el pueblo cristiano como especial y poderosa abogada de la vista; llenos de confianza a ti acudimos pidiéndote la gracia de que la nuestra se mantenga sana y que el uso que hagamos de nuestros ojos sea siempre para bien de nuestra alma, sin que turben jamás nuestra mente objetos o espectáculos peligrosos, y que todo lo sagrado o religioso que ellos vean se convierta en saludable y valioso motivo de amar cada día más a nuestro Creador y Redentor Jesucristo, a quien, por tu intercesión, oh protectora nuestra, esperamos ver y amar eternamente en la patria Celestial. Amén

ORACIÓN II

Oh Dios, nuestro Creador y Redentor, escucha nuestras plegarias con misericordia al venerar Tu sierva Santa Lucía, por la luz de la fe que derramaste sobre ella. Con Tu bondad, danos la capacidad de aumentar y preservar esa misma luz en nuestras almas, para que podamos evitar el mal, hacer el bien y aborrecer la ceguera y la obscuridad producto del mal y del pecado. Confiando en Tu bondad, Oh Dios, humildemente te pedimos, por la intercesión de Tu sierva Santa Lucía, que nos brindes perfecta visión a nuestros ojos, para que puedan servir a Tu honra y gloria, y por la salvación de nuestra alma en este mundo para gozar de la luz perenne del Cordero de Dios en el Paraíso. Santa Lucía, Virgen y mártir, escucha nuestras plegarias y atiende nuestras peticiones. Amén.

ORACIÓN III

Santa Lucía, que de la luz recibiste tu nombre, a Ti confiadamente acudo para que me alcances la luz celestial que me preserve del pecado y de las tinieblas del error.

También te imploro me conserves la luz de mis ojos, con una abundante gracia para usar de ellos según la voluntad de Dios.

Haz, Santa Lucía, que, después de haberos venerado y haber agradecido este ruego, pueda finalmente gozar en el Cielo de la luz eterna de Dios.

Así sea.

SUBIR

 

SANTA MARTA

Virgen y discípula de Jesús

Festividad: 29 de julio

Siglo I. hermana de San Lázaro y Santa María Magdalena, por su solicitud y actividad en el servicio de Jesucristo, Nuestro Señor, es invocada como protectora especial de cosas urgentes y difíciles, ya que ella obtuvo con sus súplicas la resurrección de Lázaro.

Patrona: cocineras, sirvientas, amas de casa, hoteleros, casas de huéspedes, administradores de hospitales, escultores, pintores, lavanderas, de las hermanas de la caridad, moribundos, del hogar.

ORACIÓN DE LAS MADRES DE FAMILIA

A SANTA MARTA

Oh Santa Marta dichosa, que tantas veces tuviste el honor y la alegría de hospedar a Jesús en el seno de tu familia, de prestarle personalmente tus servicios domésticos, y que juntamente con tus santos hermanos Lázaro y María Magdalena, gozaste de su divina conversación y doctrina, ruega por mí y por mi familia, para que en ella se conserve la paz y el mutuo amor, para que todos sus miembros vivan en la observancia de la Ley de Dios, y para que sólo Dios, y no el mundo ni el pecado, reine en nuestro hogar. Libra a mi familia de toda desgracia espiritual y temporal, ayúdame en el cuidado de mis hijos y subordinados, y concédeme la dicha de verlos unidos bajo la mirada paternal de Dios en la tierra, para volver a verles reunidos en las moradas del cielo. Así sea.

ORACIÓN PARA LOS QUE MANTIENEN CASAS DE HUÉSPEDES

Amable protectora mía, Santa Marta, que tuviste la inefable dicha de hospedar a Jesús en tu casa. Dichosa tu mansión de Betania, bendecida tantas veces con la presencia del Huésped divino, y cuyos moradores, tú misma y tus santos hermanos Lázaro y María Magdalena, fuisteis tantas veces honrados con las visitas de Jesús, de su Madre Santísima y de los Apóstoles. No permitas, Santa mía, que entre los que se hospedan en mi casa haya ninguno que hospede en su corazón al demonio, sea motivo de escándalo, o atraiga con su mala conducta las iras de Dios sobre mí y mi familia.

Santa bendita, que viviste en compañía de santos, bendice mi casa, bendice a mis huéspedes, para que en todos reinen la concordia y el amor de Dios. Ayúdame en el cumplimiento exacto de mis deberes y en la administración de mis bienes y negocios, para que aún cuando, por mi condición y estado de vida, tenga que ocuparme de las cosas de la tierra, jamás me olvide que mi patria verdadera y mi último destino es el cielo. Así sea.

LOS VEINTINUEVE DE CADA MES A SANTA MARTA

Oh Santa Marta milagrosa, me acojo a tu amparo y protección entregándome a ti, para que me ayudes en mi tribulación, y en prueba de mi afecto y agradecimiento, te ofrezco propagar tu devoción. Consuélame en mis penas y aflicciones, te lo suplico por la inmensa dicha que alegró tu corazón al hospedar en tu casa de Betania al Salvador del mundo; intercede por mí y por toda mi familia para que conservemos siempre en nuestros corazones a nuestro Dios viviendo en su gracia y detestando toda ofensa contra El; para que sean remediadas nuestras necesidades y en especial esta que ahora me aflige (hágase la petición). Te suplico me ayudes a vencer las dificultades con la fortaleza con que venciste, por el poder de la Cruz, al dragón que tienes rendido a tus pies. Así sea.

Rezar tres veces el Padrenuestro. Avemaría y Gloria.

SUBIR

 

SAN MAXIMILIANO MARÍA KOLBE

1894-1941

Mártir franciscano.

Fiesta: 14 de agosto.

Fecha beatificación: 17 de octubre de 1971 por Pablo VI.

Fecha de canonización: 10 de octubre 1982 por Juan Pablo II.

Patrón: adición a las drogas, familias, encarcelados, prisioneros políticos, periodistas, movimientos a favor de la vida.

ORACIÓN PARA ALCANZAR UN FAVOR I

Oh Señor Jesucristo, que dijiste "nadie tiene mayor amor que quien da la vida por sus amigos", por medio de la intercesión de San Maximiliano Kolbe cuya vida es una ilustración de ese amor, te suplicamos nos concedas nuestras peticiones...

(Mencionar aquí la gracia que se desea alcanzar)

A través del movimiento de la Milicia de la Inmaculada, que fundó Maximiliano, difundió una ferviente devoción a Nuestra Señora por todo el mundo. El dio su vida por un completo extraño y amó a sus perseguidores, dándonos con ello un ejemplo de amor desprendido por todos los hombres, un amor que estaba inspirado por una verdadera devoción a María.

Concédenos, oh Señor Jesús, que también nosotros podamos entregarnos enteramente sin reservas por el amor y el servicio a nuestra Reina del Cielo para mejor amar y servir a nuestro prójimo a imitación de tu humilde siervo San Maximiliano. Amén.

Rezar tres Avemarías y un Gloria.

ORACIÓN PARA ALCANZAR UN FAVOR II

¡Oh, San Maximiliano María! Fiel seguidor del Pobrecito de Asís, que encendido en el amor de Dios has pasado tu vida en la asidua práctica de las virtudes heroicas y en las santas obras del apostolado, vuelve tu mirada a nosotros, tus devotos, que confiamos en tu intercesión.

Tu que, irradiado por la luz de la Virgen Inmaculada, atrajisteis innumerables almas hacia los ideales de santidad, llamándoles a toda forma de apostolado para el triunfo del bien y la propagación del Reino de Dios, obténos la luz y la fuerza para obrar el bien atrayendo muchas almas al amor de Cristo.

Tu que, en perfecta imitación del divino Salvador, has alcanzado tan alto grado de caridad para ofrecer, en sublime testimonio de amor,

tu vida para salvar aquella de un hermano prisionero, intercede ante el Señor por la gracia que confiadamente te pedimos:

(Mencionar aquí la gracia que se desea alcanzar)

Y, animados por el mismo ardor de caridad, podamos también nosotros con la fe y las obras, dar testimonio de Cristo ante nuestros hermanos, para alcanzar junto a ti, la posesión beatificante de Dios en la luz de la gloria eterna. Amén.

SUBIR

 

SANTA MARAVILLAS DE JESÚS

1891 – 1974

Carmelita descalza.

Nacionalidad: española.

Festividad: 11 de diciembre.

Declarada venerable: 17 de diciembre de 1996 por el Papa Juan Pablo II.

Fecha beatificación: 10 de mayo de 1998 por el Papa Juan Pablo II.

Fecha canonización: 4 de mayo de 2003 por el Papa Juan Pablo II.

ORACIÓN PARA PEDIR UN FAVOR

¡Cristo Jesús, que nos mandaste aprender de Tu Corazón humildad y mansedumbre! Te doy gracias por haber glorificado en la Iglesia a tu humilde sierva, Santa Maravillas de Jesús. De esta manera manifiestas, Señor, que le has dado en el cielo el premio debido a la fidelidad con que te sirvió en la tierra. Haz que el ejemplo de sus virtudes suscite en muchas almas el deseo de seguir el verdadero Camino, la Verdad y la Vida que eres sólo Tú. Dígnate concederme por su intercesión el favor que te pido. Así sea.

Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

SUBIR

 

SANTA MÓNICA

332-387

Festividad: 27 de agosto.

Patrona: víctimas de abusos, alcohólicos, matrimonios con problemas, hijos rebeldes, amas de casa, mujeres casadas, madres, víctimas de adulterio, infelices, víctimas de abusos verbales, viudas, esposas.

ORACIÓN A SANTA MÓNICA

Gloriosa Santa Mónica, modelo de madres. Tu vida la admiramos en los vaivenes de tu hogar y sobre todo, siguiendo a tu hijo Agustín. Supiste atraer a tu esposo hacia Dios e igualmente a aquel hijo que había perdido la fe. Le seguías llamándole, orando, llorando... Consíguenos que comprendamos el papel sagrado de las madres y su influencia en el hogar. Confiamos nuestra familia a tu protección.

NOVENA BREVE

Querida Santa Mónica, esposa y madre preocupada, muchas tristezas se clavaron en tu corazón durante tu vida. Sin embargo, nunca te desesperaste o perdiste la fe. Con confianza, persistencia y profunda fe rezaste diariamente por la conversión de tu amado esposo, Patricio, y tu amado hijo, Agustín.

Concédeme la misma fortaleza, paciencia y confianza en el Señor. Intercede por mi, querida Santa Mónica, para que Dios pueda escuchar favorablemente mi súplica (mencione aquí su petición) y me conceda la gracia de aceptar su voluntad en todas las cosas, por medio de Jesucristo, nuestro Señor, en la unidad del Espíritu Santo, un solo Dios por los siglos de los siglos. Amén.

ORACIÓN PARA PEDIR POR LOS HIJOS

A ti recurro por ayuda e instrucciones, Santa Mónica, maravillosa ejemplo de firme oración por los niños. En tus amorosos brazos yo deposito mi hijo(a) (mencionar aquí los nombres), para que por medio de tu poderosa intercesión puedan alcanzar una genuina conversión a Cristo Nuestro Señor. A ti también apelo, madre de las madres, para que pidas a nuestro Señor me conceda el mismo espíritu de oración incesante que a ti te concedió. Todo esto te lo pido por medio del mismo Cristo Nuestro Señor. Amén.

PARA PEDIR POR LA PAZ EN LA FAMILIA

Oh santa Mónica, que por medio de tu paciencia y plegarias obtuviste de Dios la conversión de tu marido y la gracia de vivir en paz con él; obten para nosotros, te suplicamos, la bendición de Dios omnipotente, para que la verdadera armonía y paz reinen en nuestras casas, y que todos los miembros de nuestras familias puedan alcanzar la vida eterna. Amén.

POR LAS MADRES

Madre ejemplar del gran Agustín, durante 30 años perseguiste de modo perseverante a tu hijo rebelde con amor, afección, perdón, consejo y rezos que clamaban al cielo. Intercede por todas las madres en este nuestro día para que puedan aprender a conducir a sus hijos a Dios y su Santa Iglesia. Enséñalas cómo permanecer cerca de sus hijos, incluso de aquellos hijos e hijas pródigos que tristemente se han extraviado. Amén

ORACIÓN DE SÚPLICA

Oh Dios, que observaste las devotas lágrimas y ruegos de Santa Mónica y le concediste por escuchar sus rezos la conversión de su marido y el regreso penitente de su hijo, Agustín, concédenos la gracia de implorarte también con verdadero celo, para que así podamos obtener como ella, la salvación de nuestra alma y las almas de nuestros allegados. Por Cristo Nuestro Señor. Amén.

SUBIR

 

SAN FELIPE NERI

1515 – 1595

Festividad: 26 de mayo.

Nacionalidad: italiana

Fundador de la Congregación del Oratorio.

Fecha de beatificación: 1615 por el papa Pablo V.

Fecha de canonización: 1622 por el papa Gregorio XV.

Patrón: Roma, niñas, asociaciones para la protección infantil, humoristas, enfermedades de las articulaciones, terremotos.

DÍA PRIMERO

Oración para alcanzar la virtud de la humildad. ¡Oh mi glorioso protector san Felipe! que viviendo sobre esta tierra fuisteis tan amante de la humildad, que tuvisteis por cosa vil no solo las alabanzas, sino que hasta el mismo aprecio de los hombres; alcanzad también para mí esta tan hermosa virtud. Ya veis cuán orgulloso soy en mis pensamientos, cuán altanero en mis palabras, y cuán ambicioso en mis obras. ¡Ah! Alcanzadme la humildad de corazón, y que mi entendimiento destierre de sí toda altanería, y que tenga profundamente impreso aquel vil sentimiento que tuvisteis de Vos mismo, reputándoos por el peor de todos los hombres, y por eso os alegrasteis de ser despreciado, y Vos mismo buscasteis los medios de ser tenido en nada. Sí, Santo mío, alcanzadme la verdadera humildad de corazón y el bajo conocimiento de mi nada; para que siendo yo despreciado, me alegre de ello; viéndome postergado, no me dé por ofendido; siendo alabado no me ensoberbezca; sino que solo busque ser grande a los ojos de Dios, y reciba únicamente de El toda mi exaltación.

Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

DÍA SEGUNDO

Oración para alcanzar la virtud de la paciencia. ¡Oh Felipe mi santo abogado! que tuvisteis siempre un corazón tan constante en las adversidades, y un espíritu tan amante de los sufrimientos, que, perseguido de vuestros émulos, calumniado por los impíos que pretendían desacreditaros, probado por el Señor con muchas enfermedades largas y penosas, todo lo sufristeis con admirable tranquilidad de corazón y de ánimo; alcanzad también para mí un espíritu de fortaleza en todas las adversidades de esta vida. ¡Ah, cuán necesitado estoy de la virtud de la paciencia! pues que por el mas pequeño trabajo me asusto, por las mas leves aflicciones me impaciento, por la mas ligera contrariedad me enfado y me irrito, y no se conocer que por el camino espinoso de las tribulaciones se va al paraíso. Este fue el camino que quiso seguir nuestro divino maestro Jesús, y este mismo emprendisteis también Vos, oh Santo mío. Ea pues, alcanzadme valor para que abrace con la más firme voluntad las cruces que diariamente me envía mi Dios, y me haga digno de llevarlas con una resignación y una paciencia semejantes a las que Vos tuvisteis en este mundo, a fin de que me haga merecedor de gozar después su fruto juntamente con Vos en el cielo.

Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

DÍA TERCERO

Oración para alcanzar la virtud de la pureza. ¡Oh gloriosísimo san Felipe! que conservasteis siempre intacta la cándida azucena de la pureza con tan grande honor vuestro, que el candor de tan hermosa virtud campeaba en vuestros ojos, se traslucía en vuestras manos, y transpiraba en todo vuestro cuerpo, despidiendo un olor tan agradable, que consolaba e infundía ánimo y devoción al que conversaba con Vos; alcanzadme del Espíritu divino un verdadero amor a tan bella virtud, de modo que ni las conversaciones, ni los malos ejemplos de las personas viciosas puedan hacer impresión alguna en mi espíritu. No permitáis que de ninguna manera pierda yo una virtud tan hermosa: y así como la fuga de las ocasiones, la oración, la fatiga, la humildad, la mortificación de los sentidos y la frecuencia de los Sacramentos fueron las armas con que vencisteis al terrible enemigo de la carne; así alcanzadme, os ruego, que las mismas sean las armas con que pueda yo también vencerle. ¡Ea! no me privéis de vuestra asistencia, y manifestad hacia mí aquel celo que tuvisteis en vida por vuestros penitentes, manteniéndolos alejados de toda infección de los sentidos. Hacedlo así, mi santo Abogado, sed mi protector en esta tan bella virtud.

Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

DÍA CUARTO

Oración para alcanzar el amor de Dios. ¡Oh amantísimo Felipe! yo admiro el grande prodigio que en Vos obró el Espíritu Santo, cuando infundió en vuestro corazón toda la plenitud de su caridad, la cual dilató en tal extremo vuestro pecho, que se rompieron dos costillas por la vehemencia del amor; pero me confundo al comparar este mi corazón con el vuestro. El vuestro estaba todo inflamado de puro amor; pero el mío está enteramente aprisionado e inclinado a las criaturas. El vuestro estaba tan encendido de un fuego celestial, que su llama se reflejaba aun en el cuerpo, saliendo de vuestro rostro como unas centellas de fuego; pero el mío está lleno de amor a las cosas de la tierra. Amo al mundo que me alegra, y no puede hacerme feliz: amo la carne que me solicita, pero no puede hacerme inmortal: amo las riquezas que no puedo gozar sino por momentos. ¡Ah, cuándo aprenderé de Vos a no amar otras cosas que a Dios, único e incomprensible bien! ¡Oh! haced, mi santo Abogado, que, mediante vuestra intercesión, comience yo a amarle a lo menos desde este día: alcanzadme un amor eficaz que se manifieste en las obras, un amor puro que me incite a amarle con toda perfección, y un amor fuerte que me haga superar todos los obstáculos que me pueden impedir mi unión con El en esta vida, para poseerle también después de mi muerte.

Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

DÍA QUINTO

Oración para alcanzar el amor al prójimo. ¡Oh gloriosísimo Santo! que os empleasteis enteramente en favor de los prójimos, amando, compadeciendo y ayudando a todos; y que en todo el curso de vuestra vida procurasteis la salud de todos, no perdonasteis jamás fatiga alguna ni trabajo, no reservando para Vos ni tiempo ni comodidad alguna, a fin de ganarlos todos para Dios; alcanzadme, os suplico, con el perdón de mis pecados la caridad hacia mis prójimos, de modo que en adelante sea mas compasivo en sus necesidades; conseguidme la gracia de amar a todos con un amor puro y desinteresado como a hermanos míos, socorriéndolos a todos, si no con auxilios temporales, a lo menos con las oraciones y buenos consejos. Enseñadme también a defender en toda ocasión el honor de mi prójimo, y a no proferir palabra que le pueda ser desagradable o nociva; y que siempre conserve, aun con mis enemigos, aquella dulzura de espíritu con que triunfasteis de

vuestros perseguidores. Sí, Santo mío, alcanzad también para mí esta hermosa virtud, como la habéis alcanzado para tantos devotos vuestros, a fin de que todos juntos podamos un día alabar a Dios en la bienaventuranza eterna.

Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

DÍA SEXTO

Oración para alcanzar el desprendimiento de los bienes temporales. ¡Oh gran Santo! que preferisteis una vida pobre y austera a las comodidades que os prometía vuestra casa, cuya gloria y honores despreciasteis desde muy joven; alcanzadme la gracia que mi corazón no se aficione y apegue jamás a los bienes transitorios de esta vida. Vos, que deseasteis llegar a ser tan pobre, que reducido a mendigar, no encontrasteis quien os diera el menor auxilio, para vivir; alcanzadme igualmente el amor a la pobreza, de modo que yo dirija todos mis pensamientos a los bienes eternos. Vos, que quisisteis más bien vivir en un estado humilde que ser promovido a las más elevadas dignidades de la Iglesia, interceded para que yo no vaya tras los honores, contentándome en aquel estado en que me ha puesto el Señor. Mi corazón está demasiado ansioso por las cosas vanas y fugaces del mundo; mas Vos que nos enseñasteis esta gran máxima: "¿Y después?" en virtud de la cual se verificaron tan admirables conversiones, alcanzadme que quede muy impresa en mi mente, en términos que, despreciando la nada de esta tierra, sea solo Dios el objeto de mis pensamientos y afectos.

Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

DÍA SÉPTIMO

Oración para alcanzar la perseverancia en el bien. ¡Oh san Felipe abogado mío! que fuisteis siempre perseverante en la virtud, y, lleno de méritos, recibisteis del supremo Dios la corona de la gloria en premio de vuestros trabajos; alcanzadme la gracia de no apartarme jamás de su santo servicio. Vos, que os manifestasteis tan propicio para vuestros devotos, alcanzándoles el don de la perseverancia en el bien, alcanzadlo también para mí, combatiendo en mi auxilio en el último trance de mi muerte, e impetradme la gracia de salir de esta vida fortificado con los santísimos Sacramentos. Obtenedme entre tanto, oh gran Santo, la gracia de que haga penitencia de mis pecados, y los llore amargamente por todos los días de mi vida. Vos, que veis mis miserias y los muchos lazos que me tienen atado al pecado y a la tierra, alcanzadme mi libertad y la resolución constante de ser todo de Dios. Alcanzadme también un deseo fervoroso de cooperar A mi salvación, y una constancia inviolable en el bien comenzado, para que me haga digno, mediante vuestra intercesión, de ser asociado con Vos en la bienaventuranza eterna.

Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

SUBIR

 

SAN NICOLÁS DE BARI

Obispo de Myra (m. hacia el 346)

Festividad: 6 de diciembre

Patrón: liberación de presos, peligros de robo, conversión de ladrones, panaderos, toneleros, navegantes, niños, cerveceros, novias, encarcelados, toneleros, barqueros, farmacéuticos, pescadores, Grecia, jueces, contra los juicios injustos, estibadores, Lorena, doncellas, comerciantes, recién casados, empleados de parroquias, prestamistas, peregrinos, pobres, encarcelados, Rusia, marineros, escolares, limpiabotas, Sicilia, solteras, estudiantes, viajeros, muchachas con deseos de casarse.

ORACIÓN I

 

¡Oh glorioso san Nicolás mi especial protector! desde aquella morada de luz, en que gozáis de la presencia divina, volved piadoso vuestros ojos hacia mí, y alcanzadme del Señor aquellas gracias y auxilios convenientes a mis presentes necesidades, tanto espirituales como corporales, y en particular la gracia (mencionar aquí), que sea conducente para mi eterna salvación. Proteged también, oh glorioso santo obispo, a nuestro Sumo Pontífice, a la Iglesia santa y a esta devota ciudad. Reducid al camino recto de la salvación a los que viven sumidos en el pecado, o envueltos en las tinieblas de la ignorancia, del error y de la herejía. Consolad a los afligidos, socorred a los necesitados, confortad a los pusilánimes, defended a los oprimidos, asistid a los enfermos; y haced por fin que todos experimenten los efectos de vuestro poderoso patrocinio para con el supremos Dispensador de todos los bienes. Amén.

Rezar un padrenuestro y avemaría.

ORACIÓN II

¡Oh bienaventurado San Nicolás de Bari! a quién Dios ha glorificado con innumerables milagros manifestando su voluntad de que acudamos a ti, en los momentos difíciles de nuestra vida, confiados en tu protección.

¡Oh portento de caridad! al que acuden las familias, los pobres, los enfermos, los comerciantes, los empleados, los presos, los niños, las doncellas en peligro; yo, humildemente te pido me alcances la gracia que de ti espero, confiado en tu valiosísima protección, la que nunca niegas a tus devotos, para que favorecidos por tus bondades, cantemos una vez más las misericordias del Señor, y las maravillas de sus santos. ¡Providentísimo San Nicolás! no me abandones.

SUBIR

 

SANTO PADRE PÍO DE PIETRELCINA

1887 – 1968

Festividad: 23 de septiembre

Nacionalidad: italiana

Sacerdote de la orden capuchina

Fecha beatificación: 2 de Mayo de 1999 por Juan Pablo II

Fecha de canonización: 16 de Junio de 2002 por Juan Pablo II

ORACIÓN

Bienaventurado P. Pio, testigo de fe y de amor. Admiramos tu vida como fraile Capuchino, como sacerdote y como testigo fiel de Cristo. El dolor marcó tu vida y te llamamos "Un crucificado sin Cruz".

El amor te llevó a preocuparte por los enfermos, a atraer a los pecadores, a vivir profundamente el misterio de la Eucaristía y del perdón.

Fuiste un poderoso intercesor ante Dios en tu vida, y sigues ahora en el cielo haciendo bien e intercediendo por nosotros.

Queremos contar con tu ayuda. Ruega por nosotros.

Lo pedimos por Jesucristo, nuestro Señor. Amén.

POR LOS ENFERMOS

Santo padre Pío, ya que durante tu vida terrena mostraste un gran amor por los enfermos y afligidos, escucha nuestros ruegos e intercede ante el Padre misericordiosos por los que sufren. Asiste desde el cielo a todos los enfermos del mundo; sostiene a quienes han perdido toda esperanza de curación; consuela a quienes gritan o lloran por sus tremendos dolores; protege a quienes no pueden atenderse o medicarse por falta de recursos materiales o ignorancia; alienta a quienes no pueden reposar porque deben trabajar; vigila a quienes buscan en la cama una posición menos dolorosa; acompaña a quienes pasan las noches insomnes; visita a quienes ven que la enfermedad frustra sus proyectos; alumbra a quienes pasan una "noche oscura" y desesperan; toca los miembros y músculos que han perdido movilidad; ilumina a quienes ven tambalear su fe y se sienten atacados por dudas que los atormentan; apacigua a quienes se impacientan viendo que no mejoran; calma a quienes se estremecen por dolores y calambres; concede paciencia, humildad y constancia a quienes se rehabilitan; devuelve la paz y la alegría a quienes se llenaron de angustia; disminuye los padecimientos de los más débiles y ancianos; vela junto al lecho de los que perdieron el conocimiento; guía a los moribundos al gozo eterno; conduce a los que más lo necesitan al encuentro con Dios; y bendice abundantemente a quienes los asisten en su dolor, los consuelan en su angustia y los protegen con caridad. Amén.

SUBIR

 

SAN ANTONIO DE PADUA

1195-1231

Predicador de la orden de los franciscanos

Festividad: 13 de junio

Fecha canonización: 1232

Nacionalidad: portugués

Patrón: franciscanos, contra los naufragios, contra el hambre, indios americanos, animales domésticos, ancianos, pescadores, cosechas, pérdida de objetos, pobreza, mujeres embarazadas, contra la esterilidad, marineros, Portugal, Lisboa, Paderborn, Padua.

ORACIÓN

¡Oh admirable y esclarecido protector mío, San Antonio de Padua! Siempre he tenido grandísima confianza en que me habéis de ayudar en todas mis necesidades, rogando por mi al Señor a quien servisteis, a la Virgen Santísima a quien amasteis y al divino Niño Jesús que tantos favores os hizo. Rogadles por mi, para que por vuestra poderosa intercesión me concedan lo que pido.

¡Oh Glorioso San Antonio! Pues las cosas perdidas son halladas por vuestra mediación y obráis tantos prodigios con vuestros devotos; yo os ruego y suplico me alcancéis de la Divina Majestad el recobrar la gracia que he perdido por mis pecados, y el favor que ahora deseo y pido, siendo para Gloria de Dios y bien de mi alma. Amén.

REZO DIARIO PARA SAN ANTONIO

Te saludo San Antonio y me regocijo en los favores que nuestro Señor libremente te ha otorgado. Te recuerdo en especial tu momento de dicha cuando el Divino Niño Jesús condescendió abrazarte con ternura. ¡Oh, que gran felicidad y alegría llenaría tu corazón en esa ocasión! Por esta especial prerrogativa y por la alegría de tu beatifica visión, que ahora le tienes a El cara a cara, te ruego, te suplico y te imploro Oh querido San Antonio, que me ayudes en mis aflicciones, problemas y ansiedades, particularmente concerniente a (aquí menciona tu problema, tu petición). Oh, deja que tu corazón se conmueva para interceder por mí, para escuchar y responderme. Dile al Señor de los deseos y necesidades de tu devoto (a) cliente. Una palabra, una mirada de tu corazón que tanto ama el Niño Jesús, coronara mi éxito y me llenara de alegría y de gratitud. Amén.

San Antonio a quien el Niño Jesús amo y honró, concédeme lo que te pido.

San Antonio, poderoso en palabra y acción, concédeme lo que te pido.

San Antonio, siempre dispuesto a ayudar a los que te invocan, concédeme mi petición. Amén.

V. Ruega por nosotros San Antonio.

R. Para que seamos dignos de las promesas de Cristo.

ORACIÓN. Oh Dios, que te dignaste escoger a San Antonio como modelo de todas las virtudes para la bendición de toda la humanidad, y has convertido a muchas almas a través de sus sermones y buen ejemplo, concédeme que por sus méritos e intercesión pueda real y verdaderamente convertirme, renunciar al pecado y a todo deseo de pecar, y hacerme cada vez más y más del agrado de Dios por la practica de la verdadera virtud. Por Jesucristo nuestro Señor. Amén.

REZO INFALIBLE A SAN ANTONIO

Oh bendito San Antonio, él más gentil de todos los santos, tu amor por Dios y tu caridad por sus criaturas te hicieron merecedor, cuando estabas aquí en la tierra, de poseer poderes milagrosos. Los milagros esperaban tu palabra, que tu estabas siempre dispuesto a hablar por aquellos con problemas o ansiedades. Animado por este pensamiento, te imploro obtengas para mí… (menciona tu petición). La respuesta a mi rezo puede que requiera un milagro, pero aun así tú eres el santo de los milagros.

Oh gentil y querido santo, cuyo corazón siempre esta lleno de compasión humana, susurra mi petición a los oídos del dulce Niño Jesús, a quien le gustaba estar entre en tus brazos, y por siempre tendrás la gratitud de mi corazón.

Rezar 13 padrenuestros, avemarías y glorias.

SUBIR

 

SAN PANCRACIO

Mártir, siglo IV

Festividad: 12 de mayo

Nacionalidad: Siria

Fecha de muerte: mártir, hacia el año 305

Patrón: contra falsos testigos y falsos testimonios, contra perjurio, niños, calambres, espasmos, dolores de cabeza. Ciudades: Albano, Bergen, Giesen, Leyden.

ORACIÓN A SAN PANCRACIO I

Glorioso mártir de Jesucristo, amable protector mío, San Pancracio, ya que el Señor escucha tan favorablemente tus ruegos, ayudando espiritual y temporalmente a los que piden sus gracias por tu intercesión, atiende la petición que, con humilde confianza en la bondad de Dios y apoyado en tu poderoso valimiento, elevo al cielo en mi presente necesidad.

(Aquí hágase la petición que se desea conseguir del Santo.)

Ya que tu grande amor a Dios te animó a ofrecer la vida en testimonio de la fe, obten para mí este mismo amor y esta fortaleza en la práctica y en la confesión de la fe.

Para alcanzar tu continua protección sobre mí y sobre mi familia, te ofrezco ser fiel en el cumplimiento de la ley de Dios y en los deberes de mi estado, y procuraré agradarte con la frecuente recepción de los santos Sacramentos. Sirviendo a Dios y ayudado por ti, espero gozar de tu compañía en el cielo. Amén.

ORACIÓN A SAN PANCRACIO II

Oh glorioso San Pancracio que en la hermosa juventud, que tan rica y halagadora se presenta para vos con las promesas del mundo, sin embargo renunciasteis magnánimamente a todo para abrazar la Fe y servir a nuestro Señor Jesucristo con gran ardor de caridad y con profunda humildad, y por El ofrecisteis alegremente vuestra vida con un sublime martirio, escuchad, os suplico, mi plegaria ahora que sois tan poderoso delante de Dios.

 

Obtenednos una viva fe que nos sirva de luz mientras peregrinamos en este mundo; un ardiente amor a Dios sobre todas las cosas y al prójimo como a nosotros mismos. Alcanzadnos también espíritu de desprendimiento de los bienes de la tierra y desprecio de las vanidades del mundo; y humildad para practicar ejemplarmente la vida cristiana.

Os rogamos igualmente de un modo especial por los jóvenes. Acordaos que sois patrono de la juventud; llevad, por lo tanto, al Señor a todos los jóvenes, convertidos en puros y fervorosamente piadosos por vuestra intercesión. Obtenednos a todos la felicidad del Santo Paraíso. Así sea.

Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

SUBIR

 

SAN MARTIN DE PORRES

1579-1639

Festividad: 3 de noviembre

Fecha beatificación: 1873

Fecha canonización: 6 mayo 1962

Nacionalidad: peruano

Patrón: barberos, peluqueros, mulatos, problemas inter-raciales, sanidad pública, educación pública.

ORACIÓN

Señor Nuestro Jesucristo, que dijiste "pedid y recibiréis", humildemente te suplicamos que, por la intercesión de San Martín de Porres, escuches nuestros ruegos.

Renueva, te suplicamos, los milagros que por su intercesión durante su vida realizaste, y concédenos la gracia que te pedimos si es para bien de nuestra alma. Así sea.

PARA PEDIR UN FAVOR

En esta necesidad y pena que me agobia acudo a ti, mi protector San Martín de Porres.

Quiero sentir tu poderosa intercesión. Tú, que viviste sólo para Dios y para tus hermanos, que tan solícito fuiste en socorrer a los necesitados, escucha a quienes admiramos tus virtudes.

Confío en tu poderoso valimiento para que, intercediendo ante el Dios de bondad, me sean perdonados mis pecados y me vea libre de males y desgracias.

Alcánzame tu espíritu de caridad y servicio para que amorosamente te sirva entregado a mis hermanos y a hacer el bien.

Padre celestial, por los méritos de tu fiel siervo San Martín, ayúdame en mis problemas y no permitas que quede confundida mi esperanza.

Te lo pedimos por Jesucristo, nuestro Señor.

Amén.

DEPRECACIONES

EN LOS CASOS MAS APREMIANTES

Por el deseo ardiente de martirio que tuviste y por tu celo por la propagación de la fe y bien de las almas, alcánzame, Padre mío Martín, la gracia que te pido. Padre Nuestro, Avemaría y Gloria.

Por la esperanza heroica que tuviste en alcanzar la felicidad del cielo por los méritos de la sangre de Cristo, obténme de nuestro buen Dios el favor que te pido, Padre mío Martín. Padre Nuestro, Avemaría y Gloria.

Por la caridad con que amaste a Dios, sobre todas las cosas y socorriste en cualquier necesidad al prójimo, no me dejes desconsolado en esta aflicción, Padre mío Martín. Padre Nuestro, Avemaría y Gloria.

Por las austerísimas penitencias con que discretamente mortificaste tu alma y cuerpo y por las extraordinarias gracias con que Dios te auxilió en este ejercicio, consígueme lo que solicito, amado Padre mío Martín. Padre Nuestro, Avemaría y Gloria.

Por la oración con que salvaste la vida de tres reos fugitivos y por el celo con que exhortaste a enmendar su conducta, acógeme bajo tu amparo, amado Padre mío Martín. Padre Nuestro, Avemaría y Gloria.

Por la compasión con que protegiste a veinte jóvenes pobres y virtuosas, dotándolas con cuatro mil pesos cada una y por el premio que alcanzaste de Dios para tu devoto don Mateo, bendiciendo y aumentando sus riquezas, socórreme, amado Padre mío Martín. Padre Nuestro, Avemaría y Gloria.

Por el regalo grande que te hizo el Señor Crucificado en la oración, en el capítulo del convento, elevándote arrodillado hasta besar la llaga de su costado, dame espíritu de compunción; no me olvides en la presencia de Dios y concédeme la gracia que solicito en estas deprecaciones. Padre Nuestro, Avemaría y Gloria.

SUBIR

 

SANTA RITA DE CASIA

1386-1457

Agustina

Festividad: 22 de mayo

Fecha canonización: 24 de mayo de 1900

Nacionalidad: italiana

Patrona: víctimas de abusos, personas en soledad, contra la esterilidad, enfermedades del cuerpo, causas desesperadas y perdidas, matrimonios con dificultades, infertilidad, viudas, padres.

ORACIÓN PARA PEDIR UN FAVOR

Santa de lo Imposible. Oh Santa Patrona de los necesitados, Santa Rita, cuyas plegarias ante el Divino Señor son casi irresistibles, quien por la generosidad en otorgar favores has sido llamada Mediadora de los sin esperanza e incluso de lo Imposible; Santa Rita, tan humilde, tan pura, tan mortificada, tan paciente y de tan compadecido amor por Jesús Crucificado que podrías obtener de El cualquier cosa que le pidas. A cuenta de esto recurrimos confiados a ti, esperando, si no siempre alivio, al menos consuelo. Se favorable a nuestra petición, mostrando el poder de Dios a nombre de este/a suplicante, se generosa con nosotros, como lo has sido en tantos casos maravillosos, para la mas grande gloria de Dios, por la divulgación de tu propia devoción, y por el consuelo de aquellos que confían en ti. Prometemos, si nuestra petición es concedida, glorificar tu nombre, informando del favor concedido, para bendecir y cantar tus alabanzas por siempre. Confiando entonces en los méritos y poder ante el Sagrado Corazón de Jesús, te rogamos:

(Mencione ahora su petición)

Obten para nosotros nuestra petición:

Por los singulares méritos de tu infancia,

Por la perfecta unión con la Divina Voluntad,

Por los heroicos sufrimientos durante tu vida de casada,

Por el consuelo que experimentaste con la conversión de tu esposo,

Por el sacrificio de tus niños antes de verlos ofender gravemente a Dios,

Por tu milagrosa entrada al Convento,

Por las austeras penitencias y las sangrientas ofrendas tres veces al día.

Por el sufrimiento causado por la herida que recibiste con la espina del Salvador Crucificado;

Por el amor divino que consumió tu Corazón,

Por la notable devoción al Sagrado Sacramento, con el cual exististe por cuatro años,

Por la felicidad con la cual partiste de tus pruebas para reunirte con el Divino Esposo,

Por el ejemplo perfecto que diste a la gente de cada estado de vida.

Santa de lo Imposible

Oremos

Oh Dios, Quien en tu infinita ternura has sido bondadoso para escuchar la plegaria de Tu sierva, Santa Rita, y otorgas a su suplica lo que es imposible a la vista, conocimiento y esfuerzos, en recompensa de su compadecido amor y firme confianza en Tu promesa, ten piedad en nuestra adversidad y socórrenos en nuestras calamidades, que el no creyente pueda saber que Tu eres la recompensa del humilde, la defensa de los sin esperanza, y la fuerza de aquellos que confían en Ti, a través de Jesucristo, nuestro Señor. Amen

ORACIÓN PARA LOS CASOS DESESPERADOS

Oh poderosa Santa Rita, llamada Abogada de los casos desesperados, socorredora en la última esperanza, refugio y salvación en el dolor, que conduce al abismo del delito y de la desesperación: con toda la confianza en tu celestial poder, recurro a ti en el caso difícil e imprevisto que oprime dolorosamente mi corazón.

Dime, oh Santa Rita, ¿no me vas a ayudar tu?, ¿no me vas a consolar? ¿Vas a alejar tu mirada y tu piedad de mi corazón, tan sumamente atribulado? ¡Tú también sabes lo que es el martirio del corazón, tan sumamente atribulado! Por las atroces penas, por las amargas lágrimas que santamente derramaste, ven en mi ayuda. Habla, ruega, intercede por mí, que no me atrevo a hacerlo, al Corazón de Dios, Padre de misericordia y fuente de toda consolación, y consígueme la gracia que deseo (indíquese aquí la gracia deseada). Presentada es seguro que me escuchará: y yo me valdré de este favor para mejorar mi vida y mis costumbres, para cantar en la tierra y en el cielo las misericordias divinas.

Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

ORACIÓN

Oh Dios omnipotente, que te dignaste conceder a Santa Rita tanta gracia, que amase a sus enemigos y llevase impresa en su corazón y en su frente la señal de tu pasión, y fuese ejemplo digno de ser imitado en los diferentes estados de la vida cristiana. Concédenos, por su intercesión, cumplir fielmente las obligaciones de nuestro propio estado para que un día podamos vivir felices con ella en tu reino. Te lo pedimos por Cristo

SUBIR

 

SAN ROQUE

1295 – 1327

Festividad: 16 de agosto

Nacionalidad: francesa

Patrón: solteros, enfermedades del ganado, perros, epidemias, contra acusaciones falsas, inválidos, dolores en las rodillas, epidemias y plagas, contra la peste, enfermedades de la piel, cirujanos, adoquinadores, pedreros y marmolistas.

ORACIÓN I

Glorioso San Roque, rogad por nosotros que, por nuestros pecados, no nos atrevemos a presentarnos delante de Dios. Padrenuestro, avemaría y gloria.

Roque santo, rogad por nosotros a Dios, que es Padre de misericordia, ahora que gozáis de su vista en la gloria celestial. Padrenuestro, avemaría y gloria.

San Roque glorioso, presentad nuestras humildes súplicas, uniéndolas a las de la Inmaculada Virgen María y a las de todos los Santos Franciscanos, para que seamos oídos y podamos dar a todos las gracias en el nombre de Jesús. Padrenuestro, avemaría y gloria.

La cruz santa + selle nuestra frente.

La cruz, santa + selle nuestra boca.

La cruz santa + selle nuestro corazón.

Por el amor que a la cruz profesó San Roque, con cuya señal libró a los pueblos del mal contagioso, libradnos, Señor.

V. Rogad a Cristo, Roque santo, en todas nuestras flaquezas.

R. Para que seamos dignos de sus promesas,

ORACIÓN.- Oh, Dios, que por medio de vuestro Ángel presentasteis al Bienaventurado San Roque una tablilla escrita, prometiéndole que cualquiera que de corazón le invocare quedaría libre de los estragos de la peste, concedednos la gracia de que celebrando su gloriosa memoria, mediante sus méritos y ruegos, seamos libres de todo contagio tanto de cuerpo como de alma. Por Nuestro Señor Jesucristo. Amén.

ORACIÓN II

Oh glorioso San Roque, que por vuestro ardiente amor a Jesús habéis abandonado riquezas y honores y buscasteis la humillación, enseñadme a ser humilde ante Dios y los hombres. Alcanzadme la gracia de apreciar en su debido valor las riquezas y los honores de la vida para que no sean para mi lazos de eterna perdición.

Os lo pido humildemente, oh glorioso San Roque, para que seamos dignos de seguiros en el camino que lleva a la salvación eterna.

Libradme de toda enfermedad corporal. Alcanzadme el favor que os pido si es para honra vuestra, gloria de Dios y salvación de mi alma. Amén.

ORACIÓN III

Misericordiosísimo y benignísimo Señor, que con paternal providencia castigáis nuestras culpas, y por la infección del aire nos quitáis la salud y la vida corporal, para que reconociéndonos y humillándonos en vuestro acatamiento, nos deis la vida espiritual de nuestras almas: yo os suplico humildemente por la intercesión de San Roque, que si es para vuestra mayor gloria, y provecho de nuestras almas, me guardéis a mí y a toda esta familia y patria de cualquiera enfermedad y mal contagioso y pestilente, y nos deis entera salud de alma y cuerpo, para que en vuestro santo templo os alabemos y perpetuamente os sirvamos.

Y vos, oh bienaventurado Santo, que para ejemplo de paciencia, y mayor confianza en vuestro patrocinio, quiso Dios que fueseis herido de pestilencia, y que en vuestro cuerpo padecieseis lo que otros padecen, y de vuestros males aprendieseis a compadeceros de los ajenos y socorrieseis a los que están en semejante agonía y aflicción, miradnos con piadosos ojos, y libradnos, si nos conviene, de toda mortandad, por medio de vuestras fervorosas oraciones, alcanzadnos gracia del Señor, para que en nuestro cuerpo sano o enfermo viva nuestra alma sana, y por esta vida temporal, breve y caduca lleguemos a la eterna y gloriosa, y con vos gocemos de ella en los siglos de los siglos. Amén.

ORACIÓN IV

San Roque, por los ejemplos que nos diste de pobreza, paciencia y caridad con los enfermos, te imploramos tu intercesión para imitarte y conseguir la protección de Cristo, Señor universal; especialmente contra la contaminación de los elementos naturales y de las costumbres. Confiamos que como tantas veces socorriste a nuestros antepasados, también ahora lo hagas con nosotros. Amén.

SUBIR

 

SANTO DOMINGO SAVIO

1842-1857

"María, te doy mi corazón, haz que sea siempre tuyo.

Jesús y María sean ustedes mis amigos,

pero por piedad, que yo muera antes que me ocurra la desgracia de cometer un solo pecado."

Festividad: 6 de mayo

Nacionalidad: italiana

Fecha beatificación: 1950 por el Papa Pío XII

Fecha canonización: 12 de Junio de 1954 por el Papa Pío XII

Patrón: niños, coros infantiles, coros, personas acusadas falsamente, jóvenes delincuentes.

ORACIÓN

Amado Santo Domingo, tu entregaste tu corta vida totalmente por el amor a Jesús y su Madre. Ayuda hoy a la juventud para que se de cuenta de la importancia de Dios en su vida. Tu que llegaste a ser santo a través de la participación fervorosa de los sacramentos, ilumina a padres y niños en la importancia de la frecuencia en la confesión y santa comunión. Tu que a una temprana edad meditaste en los sufrimientos de la Pasión de Nuestro Señor, obten para nosotros la gracia de un ferviente deseo de sufrir por amor a El. Necesitamos desesperadamente tu intercesión para proteger a los niños de hoy de los engaños de este mundo. Vigila sobre ellos y condúceles por el camino estrecho hacia el Cielo. Pide a Dios que nos de la gracia para santificar nuestras obligaciones diarias llevándolas a cabo de manera perfecta por amor a El. Y recuérdanos la necesidad de practicar la virtud sobre todo en los tiempos de prueba y tribulación.

Santo Domingo Savio, tu que supistes preservar el corazón en la inocencia bautismal, ruega por nosotros.

SUBIR

 

SANTA CATALINA DE SIENA

1347-1380

Festividad: 29 de abril.

Terciaria dominica.

Proclamada Doctora de la Iglesia el 4 de octubre de 1970.

Fecha canonización: 1461 por el papa Pío II.

Patrona: contra el fuego, prevención de incendios, bomberos, abortos, enfermeras, personas ridiculizadas por su fe, tentaciones sexuales, tentaciones, enfermedades, Europa, Italia, Siena.

ORACIÓN A SANTA CATALINA

¡Oh gloriosa virgen Catalina!, a medida que os consideramos reconocemos en vos a la Mujer Fuerte de los Libros Santos, el prodigio de vuestro siglo, la antorcha luminosa de la Iglesia, la criatura dotada de incomparables dones y que supo reunir las dulces y modestas virtudes de las vírgenes prudentes a la intrepidez y al valor de los héroes. Volved, os rogamos, desde el cielo, vuestros ojos sobre la barca de Pedro, agitada por la tempestad, y sobre su augusto jefe, que ora, vela, gime, exhorta, combate y espera. Mostrad hasta donde llega vuestro poder cerca de Dios, obteniéndonos a todos el celo para adelantar en las virtudes evangélicas, especialmente en la humildad, la prudencia, la paciencia, la bondad y la diligencia en la práctica de los deberes de nuestro estado.

Mantened la concordia de nuestra gran familia y convertid a la Fe a los incrédulos del mundo entero; obtened para nuestra patria la paz verdadera, es decir cristiana, para nuestra Santa Madre la Iglesia el triunfo completo sobre el mal, por la Verdad, el sacrificio y la caridad. Amén.

NOVENA BREVE

Oh maravilloso portento de la Iglesia, virgen seráfica, Santa Catalina, por tu extraordinaria virtud y el bien que lograste para la Iglesia y la sociedad, eres aclamada y bendecida por todo el mundo. Oh, vuelve tu generoso rostro hacia mi, quien, confiado en tu poderoso patrocinio, te llama con todo el ardor y afecto suplicándote que obtengas, a través de tus plegarias, los favores que tan ardientemente deseo (pedir aquí lo que se desea).

Tu, que fuiste una víctima de la caridad, que para beneficiar a tu prójimo obtuviste de Dios los más asombrosos milagros llegando a ser la alegría y la esperanza de todos, tu no puedes dejar de ayudar escuchando las oraciones de aquellos que a tu corazón acuden -el corazón que recibiste del divino redentor en éxtasis celestial.

Si, oh seráfica virgen, demuestra una vez más prueba de tu poder y de tu resplandeciente caridad, para que tu nombre sea por siempre más bendito y exaltado. Concédenos, que habiendo experimentado tu más eficaz intercesión aquí en la tierra, podamos un día darte las gracias en el cielo y disfrutar contigo de la felicidad eterna. Amén

ORACIÓN

Bendita y amada del Señor, y gloriosa santa Catalina: por aquella felicidad que recibisteis de poder unirte a Dios y prepararte para una santa muerte, alcanzadme de su divina Majestad la gracia de que purificando mi conciencia con los sufrimientos de la enfermedad y con la confesión de mis pecados, merezca disponer mi alma, confortándola con el trance terrible de la muerte, y poder volar por ella a la eterna bienaventuranza de la gloria. Así sea.

SUBIR

 

 

BEATA MADRE TERESA DE CALCUTA

1910 – 1997

 

ORACIÓN PARA LA CANONIZACIÓN

DE LA BEATA MADRE TERESA DE CALCUTA

Y PARA PEDIR UN FAVOR

Jesús, tu hiciste de la Madre Teresa un ejemplo inspirador de Fe firme y Caridad ardiente, un testigo extraordinario del camino de la infancia espiritual y una gran maestra del valor y dignidad de toda vida humana. Concédenos que ella sea venerada e imitada como uno de los santos canonizados de la Iglesia.

Escucha las súplicas de todos aquellos que buscan su intercesión, especialmente la petición que en este momento imploro... (mencione aquí la gracia que desea obtener con la intercesión de la beata Madre Teresa de Calcuta).

Haz que sigamos su ejemplo atendiendo a tu grito de sed desde la cruz y te amemos bajo las apariencias de los más pobres de los pobres, especialmente los menos amados y menos aceptados.

Te pedimos esto por la intercesión de María, tu Madre y Madre de todos nosotros. Amén.

SUBIR

 

SAN VICENTE FERRER

1350 – 1419

Festividad: 5 de abril

Fecha canonización: 1458

Nacionalidad: española

Orden: dominicos

Patrón: fabricantes de ladrillos, trabajadores en la construcción, trabajadores de pavimentos, fontaneros, fabricantes de tejas, Valencia, Vannes.

ORACIÓN A SAN VICENTE FERRER

¡Amantísimo Padre y Protector mío, San Vicente Ferrer! Alcánzame una fe viva y sincera para valorar debidamente las cosas divinas, rectitud y pureza de costumbres como la que tú predicabas, y caridad ardiente para amar a Dios y al prójimo. Tú, que nunca dejaste sin consuelo a los que confían en ti, no me olvides en mis tribulaciones. Dame la salud del alma y la salud del cuerpo. Remedia todos mis males. Y dame la perseverancia en el bien para que pueda acompañarte en la gloria por toda la eternidad. Amén.

Tres Padrenuestros a San Vicente Ferrer pidiendo por las necesidades de todos sus devotos.

ORACIÓN PARA IMPLORAR LA PODEROSA

INTERCESIÓN DE SAN VICENTE FERRER

Gloriosísimo padre mío San Vicente, bienhechor mío amabilísimo, convencido de la gloria y poderío de que gozas ante Dios, y que ejerces en favor de todos los verdaderos devotos tuyos, y animado también de grandísima confianza en tu poderoso patrocinio, vengo a ti en visita humilde, me postro delante de tu santa imagen, como un hijo ante su amoroso padre, como un pobre vasallo ante su generoso rey, como un afligido enfermo ante su compasivo médico. Veme aquí arrodillado a tus benditos pies, lleno de pesares y tristezas, de enfermedades y miserias, lleno, en fin, de toda clase de necesidades en el alma y en el cuerpo. A ti he acudido con toda mi fe y toda mi confianza para que te dignes remediarme, sacándome de angustias y concediéndome los favores que te pido.

Ayúdame, pues, Santo mío, poderosísimo y clemente; sáname de las dolencias que me afligen; alcánzame de Dios la gracia de convertirme de todo corazón a El y de servirle hasta la muerte; consuélame y aliéntame en todos mis trabajos con tu asistencia santa; líbrame de todos los peligros que por todas partes me rodean y consérvame siempre la salud que necesito en alma y cuerpo para que de esta manera pueda cumplir los divinos mandamientos y las obligaciones de mi propio estado, y pueda también seguir honrándote a ti mismo con devoción ferviente y con toda mi tierna gratitud por tus bondades de verdadero padre para conmigo.

Escúchame, Santo mío, acogiendo benignamente mis clamores; y al concederme los favores que a ti pido y espero, concédeme también la gran dicha de imitarte en tus preciosas virtudes, especialmente en el amor a Jesucristo, Redentor Divino nuestro, en la caridad para con mis prójimos, en la mortificación de mis sentidos, en la devoción tierna y constante a nuestra amantísima Madre, la Santísima Virgen del Rosario, y, en fin, en la meditación continua de mi muerte y del tremendo día del juicio. Así sea.

Tres Padrenuestros, Avemarías y Glorias por todas las necesidades de los devotos de San Vicente.

ORACIÓN EN ACCIÓN DE GRACIAS

E IMPLORANDO NUEVOS FAVORES

Gracias fervientes y rendidas te doy, misericordiosísimo Santo mío, por todos los beneficios que con tu poderoso valimiento ante el Dios de la Majestad te has dignado concederme. Tu sola presencia transporta de gozo el alma y la inunda de esperanza y de consuelo, y todas las veces que lleno de fe, humildad y confianza he venido aquí, ante tu sagrada imagen, a pedirte favores del cielo convenientes para mi cristiano bienestar, confieso que por tu eficaz mediación los he obtenido, y así lo reconozco agradecido.

Tu misma figura de Angel, de Apóstol y de Médico de los pueblos es para mi alma un beneficio, porque al mirarte en tu altar como un celestial Protector de tus devotos, y al contemplar tu maravillosa vida, tan rica de heroicas virtudes, también mi corazón se siente atraído al amor de Jesucristo Señor Nuestro, que tan bueno es para cuantos le invocan, le aman y le sirven, y que tan grande te hizo en la tierra y en el cielo. Y si de tu presencia paso a la consideración particular de tu inmensa caridad para con los enfermos, los afligidos y los menesterosos de tu auxilio, veo-al recuerdo de tus anteriores beneficios-que cada día debo serte más devoto y esperar de tu intercesión valiosísima y de tu gran poder todos cuantos más favores necesite para el alma y para el cuerpo, para mi persona y para mi familia, para la Iglesia de Dios y para nuestra patria.

Alabo, pues, y bendigo a Dios, glorioso y compasivo Santo mío, por tantas mercedes y extra ordinarios favores como a tus verdaderos devotos acostumbras a conceder, por los íntimos consuelos con que en esta mi humilde, pero filial visita, has tenido a bien favorecerme. Que tampoco en lo sucesivo me niegues tu amabilísima asistencia y tu poderosa protección es lo que al separarme por breve tiempo de tu santa imagen te pido, Santo mío. Aunque de tu consoladora vista me retiro, llamado por las obligaciones de mi estado, tú, sin embargo, jamás dejes de seguirme con tus amantes ojos, ni de ampararme con tu benéfica sombra, ni de concederme, en fin, los favores que de nuevo llegare yo a solicitar de tu ilimitada caridad, para que así, amando a Dios y sirviéndole con una vida de veras cristiana, y honrándote al mismo tiempo a ti, amabilísimo Protector mío, sobre todo con la imitación de tus virtudes, merezca por tu intercesión verme libre de todo mal en el tiempo y alabar contigo la infinita misericordia de Dios en una eternidad feliz. Amén.

Un Padrenuestro, Avemaría y Gloria por todos los devotos ausentes.

SUBIR

 

SAN VICENTE DE PAUL

1581 – 1660

Festividad: 27 de septiembre

Fecha canonización: 1737 por Clemente XII

Nacionalidad: francesa

Fundador de la Congregación de la Misión y de la Compañía de las Hijas de la Caridad.

Patrón: asociaciones de caridad, trabajadores de caridad, trabajadores de hospitales, enfermos de lepra, presos, artículos perdidos, ayuda espiritual, sociedades de San Vicente de Paul, cuerpos de servicios vicentinianos, voluntarios.

ORACIÓN I

 

¡Oh glorioso San Vicente, celeste Patrón de todas las asociaciones de caridad y padre de todos los desgraciados, que durante vuestra vida jamás abandonasteis a ninguno de cuantos acudieron a Vos! Mirad la multitud de males que pesan sobre nosotros, y venid en nuestra ayuda; alcanzad del Señor socorro a los pobres, alivio a los enfermos, consuelo a los afligidos, protección a los desamparados, caridad a los ricos, conversión a los pecadores, celo a los sacerdotes, paz a la Iglesia, tranquilidad a las naciones, y a todos la salvación. Sí, experimenten todos los efectos de vuestra tierna compasión, y así, por vos socorridos en las miserias de esta vida, nos reunamos con vos en el cielo, donde no habrá ni tristeza, ni lágrimas, ni dolor, sino gozo, dicha, tranquilidad y beatitud eterna. Amén.

ORACIÓN II

Oh apóstol insigne de la caridad, glorioso san Vicente de Paul, que viviendo en el mundo os hicisteis a todo a todos, para ganarlos a Jesucristo, extendiendo vuestro celo por la salvación de los prójimos y remedio de sus necesidades a todas las clases de la sociedad y a toda especie de miserias; alcanzadme del divino Apóstol de nuestras almas, Cristo Jesús, un verdadero espíritu de caridad, animado del cual me entregue sin reserva a la práctica de las obras de misericordia, a fin de ser del número de aquellos de quienes está escrito: "Bienaventurados los misericordiosos, porque ellos alcanzarán misericoridia". Así sea.

SUBIR

 

 

SAN JUAN MARÍA VIANNEY

1786-1859

Festividad: 4 de agosto.

Sacerdote diocesano, miembro de la Tercera Orden Franciscana.

Nacionalidad: francesa.

Fecha de canonización: 31 de mayo de 1925 por el papa Pío XI.

Patrón: confesores, párrocos y sacerdotes.

NOVENA

DÍA PRIMERO [Ir al principio de esta página]

 

Fe ardiente. San Juan María Bautista Vianney tu naciste de una madre profundamente religiosa; de ella recibiste la santa Fe, aprendiendo a amar a Dios y a rezar. Ya a temprana edad se te pudo ver arrodillado delante de una estatua de María. Tu alma fue arrebatada de forma sobrenatural hacia las cosas más elevadas. A pesar del alto coste respondiste a tu vocación.

 

Contra muchos obstáculos y contradicciones tuviste que luchar y sufrir para llegar a ser el perfecto cura que fuiste. Pero tu espíritu de profunda fe te sostuvo en todas estas batallas. Oh gran santo, tu conoces el deseo de mi alma. Quisiera servir a Dios mejor. De El he recibido muchas buenas cosas. Por esto, obtén para mi más valor y especialmente una profunda fe.

 

Muchos de mis pensamientos, palabras y acciones son inútiles para mi santificación y mi salvación porque ese espíritu sobrenatural no impulsa mi vida. Ayúdame a ser mejor en el futuro.

 

Santo Cura de Ars, tengo confianza en tu intercesión. Ruega por mi durante esta novena y especialmente por… (mencione aquí en silencio sus especiales intenciones). Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

__________

DÍA SEGUNDO [Ir al principio de esta página]

 

Completa confianza en Dios. San Juan María Bautista Vianney, ¡cuanta confianza tenía la gente en tus oraciones! No podías abandonar tu vieja rectoría o tu humilde iglesia sin verte rodeado por almas implorantes, que recurrían a ti al igual que hicieron al mismo Jesús durante su vida terrenal. Y tu, oh buen santo, les dabas esperanza con tus palabras que estaban llenas de amor para Dios.

 

Tu, que siempre confiabas enteramente en el corazón de Dios, obtén para mi una confianza filial y profunda en su Providencia. Así como la esperanza de bienes divinos llena mi corazón, dame valor y ayúdame a obedecer siempre los mandamientos de Dios.

 

Santo Cura de Ars, tengo confianza en tu intercesión. Ruega por mi durante esta novena y especialmente por… (mencione aquí en silencio sus especiales intenciones). Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

__________

DÍA TERCERO [Ir al principio de esta página]

 

Amor verdadero al prójimo. San Juan María Bautista Vianney, por causa de tu amor a Dios mostraste una gran caridad hacia tu prójimo. No podías predicar el amor de Dios sin derramar lágrimas de amor. Durante tus últimos años parecía como si no pudieras hablar acerca de otra cosa o vivir para cualquier otra cosa. Así te sacrificaste a ti mismo por tu prójimo mediante el consuelo, la absolución y santificándoles hasta el límite de tus fuerzas.

 

Tu caridad me inspira a un mayor amor a Dios, un amor que se muestra más por los hechos que por las palabras. Ayúdame a amar a mi prójimo con igual generosidad a como Cristo los ama.

 

Santo Cura de Ars, tengo confianza en tu intercesión. Ruega por mi durante esta novena y especialmente por… (mencione aquí en silencio sus especiales intenciones). Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

__________

DÍA CUARTO [Ir al principio de esta página]

 

Horror al pecado. San Juan María Bautista Vianney, tu fuiste tan inflexible contra el pecado, y sin embargo, tan amable y dispuesto a acoger al pecador. Acudo a ti hoy como si aún estuvieras vivo, como si estuviera arrodillado ante tus pies y pudieras oírme. Inclínate hacia mí, escucha al confidente arrepentido por las debilidades y acciones miserables.

 

Cura del Señor, infatigable confesor, obtén para mi el horror al pecado. Tu quisiste sobre todo que evitáramos la ocasión de pecar. Quiero tomar tu consejo y hacer la resolución de romper con los malos hábitos y evitar las ocasiones peligrosas de pecar. Ayúdame hoy a examinar mi conciencia.

 

Santo Cura de Ars, tengo confianza en tu intercesión. Ruega por mi durante esta novena y especialmente por… (mencione aquí en silencio sus especiales intenciones). Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

DÍA QUINTO

Confesor de almas. Oh Santo Cura de Ars, tu sabías cuan importante era una buena confesión para la vida cristiana. Para procurar felices frutos a millones de almas era por lo que tu aceptabas estar en un incómodo confesionario, que era como una prisión, hasta 15 y 16 horas en ciertos días.

 

Voy a intentar a desarrollar el hábito de la confesión frecuente, a prepararme adecuadamente cada vez y a tener siempre arrepentimiento de mis pecados, para que así la gracia de la final perseverancia y también la santificación de mi alma sean aseguradas. Pide por mi este gracia.

Santo Cura de Ars, tengo confianza en tu intercesión. Ruega por mi durante esta novena y especialmente por… (mencione aquí en silencio sus especiales intenciones). Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

DÍA SEXTO

Presencia real. Oh Santo Cura de Ars, cuyo único consuelo en este mundo era la presencia real de Jesús en el tabernáculo, ¿acaso no era tu gran felicidad distribuir la comunión a los peregrinos que te visitaban?. Tu negabas la comunión a las almas que se negaban a reformarse, pero a las almas de buena voluntad les abrías de par en par las puertas de la fiesta de la eucaristía.

Tu, que cada día en la Santa Misa recibías la Santa Comunión con gran amor, dame algo de tu fervor. Libre de pecado mortal, obtén para mi un sincero deseo de beneficiarme al recibir la Santa Comunión.

Santo Cura de Ars, tengo confianza en tu intercesión. Ruega por mi durante esta novena y especialmente por… (mencione aquí en silencio sus especiales intenciones). Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

DÍA SÉPTIMO

Ahuyentador del demonio. Oh Santo Cura de Ars, los infames ataques del demonio que tuviste que sufrir y las pruebas que te desalentaban hasta la fatiga no te hicieron abandonar la sublime tarea de convertir las almas. Durante muchos años el demonio vino a interrumpir tu corto descanso pero tu ganaste gracias a la mortificación y las oraciones.

Poderoso protector, tu conoces bien el deseo del tentador por dañar mi alma bautizada y creyente. El quisiera verme pecar rechazando los Santos Sacramentos y la vida de virtud. Buen santo de Ars ahuyenta de mi toda traza del enemigo.

 

Santo Cura de Ars, tengo confianza en tu intercesión. Ruega por mi durante esta novena y especialmente por… (mencione aquí en silencio sus especiales intenciones). Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

DÍA OCTAVO

Pureza exquisita. Oh Santo Cura de Ars, de ti un testigo de tu vida dijo esta frase: "Le hubiéramos tomado por un ángel en un cuerpo mortal".

Tu edificaste a tantos otros: la modestia y la exquisita pureza radiaban de tu cuerpo. Con ese encanto y con ese entusiasmo predicaste a otros acerca de esas bellas virtudes que tu decías se asemejaban al perfume de un viñedo en flor.

Por favor yo te imploro que unas tus súplicas a las de María Inmaculada y Santa Filomena para que siempre guarde, tal y como Dios me pide, la pureza de mi corazón. Tu, que has dirigido a tantas almas hacia las alturas de la virtud, defiéndeme en las tentaciones y obtén para mí la fortaleza para conquistarlas.

Santo Cura de Ars, tengo confianza en tu intercesión. Ruega por mi durante esta novena y especialmente por… (mencione aquí en silencio sus especiales intenciones). Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

DÍA NOVENO

Deseo de cielo. Oh Santo Cura de Ars, tus restos preciosos están guardados en un magnífico relicario, donación de los sacerdotes de Francia. Pero esta gloria terrena es sólo una pálida imagen de la gloria indescriptible que estas disfrutando con Dios. Durante el tiempo que permaneciste en la tierra solías repetir en tus horas de abatimiento: "ya descansaré en la otra vida". Ahora ya esta hecho: ya estás en la paz y felicidad eternas.

Deseo seguirte algún día. Pero hasta entonces te oigo diciéndome: "debes trabajar y luchar mientras estés en el mundo". Enséñame entonces a trabajar por la salvación de mi alma, a difundir la buena nueva, el buen ejemplo y a hacer el bien a los que me rodean y así poder recibir la felicidad de los elegidos contigo.

Santo Cura de Ars, tengo confianza en tu intercesión. Ruega por mi durante esta novena y especialmente por… (mencione aquí en silencio sus especiales intenciones). Padrenuestro, Avemaría y Gloria.

¡Oh San Juan Vianney, patrón de los curas, ruega por nosotros y por todos los curas!

SUBIR

 

Pedro Sergio Antonio Donoso Brant

p.s.donoso@vtr.net